La creciente demanda de trabajo no presencial y la adaptación a las nuevas tendencias digitales requiere de un nuevo modelo puesto de trabajo para los empleados públicos con soluciones tecnológicas adecuadas para consolidar una Administración inteligente.  

Con ese objetivo, la Xunta puso en marcha este año un Plan para la implantación del puesto digital avanzado, que beneficiará a 22.000 empleados públicos de la Administración autonómica en dos años. Este modelo contribuirá, también, a mejorar las capacidades de gestión centralizada de estos puestos por parte de la Administración y a garantizar un mejor servicio a la ciudadanía.

Escritorio virtual

Este nuevo puesto de trabajo digital avanzado implica dotar a los empleados públicos de nuevos dispositivos de acceso polivalentes, como portátiles de trabajo, portátiles ultraligeros o tabletas, complementados con periféricos adaptados a cada perfil. 

La plantilla dispondrá de un escritorio virtual y de los dispositivos necesarios para trabajar en remoto

Los empleados públicos dispondrán de un escritorio virtual personalizado en caso de que necesiten entrar en el sistema de manera remota, independientemente del dispositivo que se utilice. El acceso será en todos los casos mediante un sistema único y seguro de usuario o con tarjeta de empleado público. 

Se facilitará también el acceso a sistemas de trabajo colaborativo desde cualquiera puesto, que se adaptará a las necesidades corporativas determinadas en cada momento, según el perfil.

Cinco perfiles  

El plan define cinco perfiles de puestos de trabajo: puesto de gestión susceptible de teletrabajo; puesto de gestión hizo convencional; puesto en alta movilidad; puesto técnico avanzado susceptibles de teletrabajo y puestos en espacios comunes.

El modelo estándar para la Administración autonómica será el puesto de gestión susceptible de teletrabajo. Las personas con este perfil dispondrán de un equipo portátil y un replicador de puertos, que se complementará en el puesto presencial con una pantalla fija y los periféricos correspondientes.

Alcance e inversión

El nuevo modelo de puesto digital abarca al personal que trabaja en los edificios y centros administrativos de la Xunta, entre ellos los servicios centrales y las delegaciones provinciales; los centros de prestación directa de servicios a la ciudadanía; las aulas de formación reglada dependientes de la Xunta de Galicia; los perfiles administrativos en la red de centros escolares de titularidad pública y a las administraciones de Justicia en Galicia (sedes judiciales, juzgados de paz y Imelga). No están incluidos el personal del Servicio Galego de Saúde ni el personal docente de los centros educativos, ya que cuentan con planes específicos para la transformación digital. 

El plan contempla una inversión de 20,2 millones de euros, que podrán incrementarse con fondos de los Planes de Recuperación y Resiliencia para el personal autonómico de la administración de Justicia.

Virtualización, videoconferencias y nuevos modelos de impresión

La plataforma de virtualización de escritorios garantizará la movilidad efectiva y el acceso de manera segura y para su implantación. Además de facilitar el trabajo no presencial, reducirá los incidentes que requieren desplazamientos y sus tiempos de resolución. También disminuirá los costes de administración y gestión de los puestos de trabajo digital y aumentará su seguridad. El nuevo sistema agilizará el despliegue del nuevo software y actualizaciones y reducirá los tiempos de puesta en marcha de nuevos puestos y los costes de renovación de los equipos.

Además de la virtualización de los escritorios para facilitar la movilidad efectiva y el acceso de manera segura, los nuevos sistemas extenderán el uso de las videoconferencias y comunicaciones unificadas y proporcionarán herramientas avanzadas de colaboración en la nube. También permitirán finalizar la extensión del nuevo modelo de gestión de medios de impresión y digitalización, que ya se puso en marcha en las sedes de la administración pública gallega y optimizarán estos recursos en una administración usuaria de documento electrónico.

Todo este proceso irá acompañado de un servicio de soporte y apoyo a través del autoservicio “AxudoT” y asistentes virtuales, así como de itinerarios de formación específicos, enmarcados en el Plan de Capacitación del Empleado Público.

Consciente de la importancia de que los empleados públicos adquieran las habilidades digitales necesarias para interactuar con la tecnología, la Xunta contempla dentro del Marco Gallego de Competencias Digitales un plan específico para este colectivo, que definirá las competencias digitales mínimas para poder acceder a un puesto.