En la actualidad, la residencia viguesa Serge Bellavista lleva a cabo un total de diez actividades diferentes en pequeños grupos de 6-8 personas, para así conseguir un mejor rendimiento y un trabajo más individualizado. 

Cuentan con el Departamento de Psicología dirigido por la psicóloga Laura Mosquera Pol, desde donde realizan valoraciones neuropsicológicas, diagnóstico emocional y conductual del residente e informes psicológicos, marcando los objetivos terapéuticos y evaluando los programas de psicoestimulación individual y grupal, en colaboración con el personal técnico. Estos programas están formados por actividades de estimulación cognitiva que se centran en la potenciación de las capacidades cognitivas preservadas con o sin deterioro cognitivo patológico. 

Actividades de orientación, de memoria, de lenguaje, de trabajo de funciones ejecutivas, de cálculo y de praxias completan la oferta de la residencia viguesa.

Serge Bellavista, 27 años al servicio de nuestros mayores Cedida

También disponen de una Unidad Convivencial, que consiste en una sala específica y diferenciada dentro del centro, cuyo objetivo es mejorar la calidad de vida de las personas con demencia que presentan alguna alteración del comportamiento (agitación psicomotriz, deambulación errática, control de acceso, etc) ofreciendo una atención específica y personalizada a sus necesidades. Es una unidad con un grupo reducido y estable que favorece su confort y tranquilidad reduciendo estímulos que les pueden provocar alteraciones de comportamiento.

Serge Bellavista, 27 años al servicio de nuestros mayores Cedida

En esta Unidad Convivencial llevan a cabo la llamada Doll Therapy (terapia con muñecos), un tratamiento no farmacológico que utiliza muñecos terapéuticos con apariencia de bebé. La interacción dinámica entre los residentes con demencia, el muñeco y otras personas, activa instintos innatos relacionados con el cuidado, basados en la historia de vida y los roles desarrollados, promoviendo así la comunicación afectiva que, en muchos casos, es la única manera de conseguirla. Existe evidencia científica a partir de estudios realizados en los años 2006-2007 de los beneficios de esta terapia como la mejora del bienestar emocional, reducción de síntomas psicológicos y conductuales de la demencia, llegando a disminuir la necesidad de fármacos. En el caso de la Residencia Serge Bellavista, este método se realiza desde hace aproximadamente dos años con un bebé reborn donado y recogiendo muy buenos resultados.

https://www.serge.es/bellavista/