La pandemia Covid-19 llegó a nuestras vidas hace ahora más de un año para cambiarlo todo. Desde entonces, expertos de todos los sectores se han esforzado para conocer más de cerca la enfermedad, sus síntomas o las actuaciones más eficaces a la hora de hacerle frente. 

Hoy en día y gracias a la evidencia científica, se sabe que el virus SARS-CoV-2 puede transmitirse por diferentes vías: Mediante gotas y aerosoles respiratorios, por contacto indirecto a través de manos u objetos contaminados y también a través de las superficies. 

“Prevenir el contagio implica atender a todos los frentes, con todas las medidas y desde todos los puntos de vista”, o dicho de otro modo: “Si las vías de contaminación son varias y diversas, también así han de serlo las medidas preventivas a implementar”. 

Lo explican desde el grupo gallego Darlim, especializado en el suministro de máquinas y productos para la limpieza e higiene profesional y donde, desde el inicio de la pandemia Covid-19, se ha trabajado mano a mano con establecimientos de distintas naturalezas: comercios, gimnasios, centros escolares, bares y restaurantes… para poner a disposición de la sociedad su dilatada experiencia en protocolos de desinfección en hospitales y residencias. 

“Una prevención eficaz ha de adaptarse a cada sector y trabajar en todos los frentes: manos, aire y superficies”

Tras un año de trabajo continuo y sin descanso, los expertos del grupo comparten ahora lo aprendido hasta la fecha y lo hacen con una convicción como premisa principal: “Las soluciones frente a la Covid-19 han de ser diseñadas de forma transversal: no basta con usar sólo mascarilla, o con higienizarse las manos con gel hidroalcohólico, o con desinfectar las superficies… Si queremos lograr una prevención real a la hora de evitar la contaminación cruzada tiene que ser todo eso y todo eso a la vez”, ejemplifican desde el grupo para pasar a detallar cómo en espacios públicos con un tránsito de personas relativamente elevado la aplicación de estos protocolos ha de ser aún más rigurosa si cabe. 

Recuerdan asimismo la importancia de apostar por productos homologados por las autoridades competentes como son el Ministerio de Sanidad o la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios: “La incertidumbre, la falta de conocimientos o la necesidad de una respuesta rápida ha hecho que, en muchos casos, se haya recurrido a productos que no estaban correctamente acreditados, con los riesgos que ello conlleva. Creemos que es fundamental que la gente tome conciencia en esta línea”, explican desde el grupo, donde también subrayan la necesidad de adaptar los planes y protocolos de actuación a la naturaleza de cada establecimiento, para lo que Darlim cuenta con una amplia gama de productos acreditados que van desde los dosificadores, geles y espumas hidroalcohólicas hasta los desinfectantes y limpiadores, pasando por la desinfección con ozono, las máquinas nebulizadoras o la luz Uv, entre otros. 

El grupo Darlim es pionero en la apuesta por el robot Adlatus en España Cedida

Limpieza 100% automatizada para zonas de riesgo 

 Conocido por su amplia experiencia y un decidido compromiso con la I+D+i, el grupo Darlim es pionero en la apuesta por el robot Adlatus en España, un sistema de limpieza que cuenta con tecnología alemana y completamente automatizado que no requiere la presencia de personas para realizar sus tareas, lo que le convierte en la herramienta perfecta para la desinfección de zonas de alto riesgo. 

Otra de las grandes iniciativas del grupo ha sido la introducción en Galicia del sistema de filtrado de aire CRU (Cellular Regeneration Unit), desarrollado por la empresa BIOW en colaboración con el Instituto de Investigación Biomédica del Principado de Asturias: “Supone la generación de un aire perfecto. Esta unidad de cuidado respiratorio limpia las partículas microscópicas del aire, pero sin removerlas, es decir, sin propagar los virus. Actúa sobre la calidad del aire de forma continua e inocua para las personas”, describen sobre el innovador sistema desde el grupo, donde también comparten una serie de consejos para plantar cara al virus a través de todas las vías. 

Así y empezando por la limpieza de manos aconseja la utilización de productos hidroalcohólicos y jabones desinfectantes, que además de limpieza de las manos, garantizan una correcta desinfección.

Por su parte y en lo que respecta a los productos destinados a la limpieza del día a día, señalan a los desinfectantes en base a amonios cuaternarios, con un poder residual que garantiza la desinfección durante más tiempo. Todo ello siendo respetuoso con la mayor parte de los materiales y el medio ambiente.

En el caso de aerosoles, finalmente, señalan:“En la medida de lo posible, hay que ventilar frecuentemente las habitaciones. Para reforzar y minimizar los riesgos, por su parte, es fundamental utilizar un ambientador purificador del aire que neutraliza los malos olores. Otra alternativa es una máquina que filtra e ioniza el aire, garantizando así una total purificación del mismo”.

Para saber más: https://www.darlim.com/