Los fabricantes de coches elevan un 35% su beneficio en España

Anfac afirma ahora que su relación es “excepcionalmente buena” con el Gobierno

agencias

Los fabricantes y empresas de automóviles que operan en España, asociadas a la Asociación Española de Fabricantes de Automóviles y Camiones (Anfac), ganaron un 35,46% más en 2023 respecto al año anterior, obteniendo un resultado neto de 1.039 millones de euros. El sector facturó 78.154 millones de euros tras un incremento del 11,02% respecto a la cuantía de 70.392 millones de 2022. Estas cifras, según Anfac, vienen condicionadas por las dificultades a las que se enfrentaron los fabricantes en 2023. La patronal, no obstante, destaca la estabilidad en la recepción de componentes y aprovisionamiento de materiales que permitió que el ritmo positivo de las fábricas españolas continuara en 2023, legando así a los 2,45 millones de vehículos fabricados.

“Fue un año que se recuperó el mercado y la producción con niveles que no habíamos visto hasta entonces. Es cierto que se mantuvieron una parte de los problemas estructurales que hemos viendo. Sin duda, la inflación es uno de ellos, el alto coste de los materiales. No hubo problemas generalizados de provisionamiento, pero sí hubo problemas puntuales, como en la cadena logística. Con lo cual, el entorno de mercado fue mejor, tanto en producción como en demanda”, destacó el director general de Anfac, José López-Tafall, en el presentación del informe ayer. La inversión alcanzó los 2.395 millones de euros, un 14,7% más; y el empleo cayó el 6,3%, hasta los 58.414 puestos.

Anfac planea convocar a sus asociados el 19 de julio para votar la designación de un nuevo presidente de la asociación tras la dimisión del presidente de Seat/Cupra, Wayne Griffiths el pasado 13 de junio por sus discrepancias con el Gobierno. Respecto a esas relaciones, López-Tafall asegura que ·siempre han sido buenas”. “Yo diría que son excepcionalmente buenas, tenemos una buena intervención con el Gobierno y eso no significa que no haya desencuentro. Wayne Griffiths, todavía presidente de Anfac, lo explicó claramente. Yo recuerdo en la carta, creo que quedó muy claro, habló de falta de agilidad en las medidas y de falta de reacción, y esto no es nuevo, lo hemos dicho hace mucho tiempo”, concluyó el director general de Anfac.