La informática ya tiene más trabajadores en Galicia que la pesca o la automoción

Programación, consultoría y otras ramas vinculadas suman 16.200 ocupados tras un alza anual del 9%

El empleo en el sector se disparó un 44% desde los niveles prepandemia

Un informático delante de su ordenador, en una imagen de archivo.

Un informático delante de su ordenador, en una imagen de archivo. / FdV

Julio Pérez

Julio Pérez

Al amparo del programa formativo que desarrolla en colaboración con la Consellería de Emprego, Comercio e Emigración para generar talento adaptado a los perfiles demandados en el sector, el Clúster TIC Galicia impartió 234 cursos a los que acudieron 5.369 alumnos durante el pasado año y este 2024 van 103 con 2.405 participantes. Todo esfuerzo para captar trabajadores con suficiente preparación sabe a poco ante el elevado número de vacantes. En el primer trimestre había 11.300 puestos sin cubrir en la comunidad entre las empresas con 10 o más trabajadores y tres de cada diez requerían una titulación superior en STEM, el acrónimo por las siglas en inglés de ciencia, tecnología, ingeniería y matemáticas.

La acelerada digitalización no cambia de marcha. Es un cambio de paradigma transversal. Afecta a las propias tecnológicas y a cualquier actividad que no quiera perder el tren de la eficiencia y la productividad. Además de llevar adelante el suyo propio, el Clúster TIC Galicia colabora en la elaboración de los planes directores de otros grandes motores de la economía regional, como la automoción o el naval, para facilitar junto a la Xunta la transición tecnológica y energética de la industria.

El mercado laboral refleja ya la progresiva metamorfosis del tejido productivo gallego. La afiliaciones a la Seguridad Social en programación, consultoría y otras actividades relacionadas con la informática alcanzaron las 16.226 a cierre del pasado junio, un 9% más que hace un año, según los datos recopilados por el Instituto Galego de Estatística (IGE). Es el sector con mayor incremento y prácticamente multiplica por cuatro el alza en el total del empleo en la comunidad, el 2,3%. Las tareas informáticas sumaron 1.314 nuevos trabajadores en los últimos doce meses y adelantan en ocupación a la pesca y la acuicultura (16.109 cotizantes), las residencias de atención a los dependientes (16.091) y a la fabricación de vehículos (15.922). El alza en la provincia de A Coruña fue del 11,2% (1.108 puestos); el 6,1% en Ourense (49); alrededor del 4% en Pontevedra (141); y el 2,7% en Lugo (16).

actividades W

actividades W / H. Barreiro

El salto se repite en el resto del país. A la cabeza de la expansión del empleo el último año para programadores, consultores e informáticos en general figura La Rioja (14,8%). Le sigue Comunidad Valenciana (12,9%), Cantabria (10,6%), Baleares (9,2%), Castilla y León (9,1%); y Cataluña (8,8%). En todo el Estado aumentó el 8% con el fichaje de 36.000 nuevos trabajadores.

Su perfil entra en el grupo de las actividades de alto valor añadido que el Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones destaca en cada balance mensual con la evolución de las afiliaciones por su contribución a una mayor estabilidad y mejores condiciones laborales, incluidos los salarios. El grupo de información y comunicaciones –donde se integran la labores informáticas y el resto de profesionales de las TIC– tiene una base de cotización media de 2.925 euros al mes, la tercera más elevada solo por detrás del suministro de energía (3.692 euros) y las actividades financieras y seguros (3.495).

Aceleración tras la pandemia

Aunque el incremento de la ocupación en la informática era constante antes ya, el estallido del COVID-19 aceleró el crecimiento por el despliegue del teletrabajo, el nuevo paso adelante del comercio electrónico y la apuesta de la Comisión Europea por la digitalización en su remesa milmillonaria de ayudas para zanjar los efectos de la crisis sanitaria en la economía. ¿Consecuencia? La ocupación en informática se disparó un 44% en Galicia respecto a los niveles prepandemia. Se crearon cerca de 5.000 empleos. Solo añadieron más personal la educación (10.800) y la sanidad (8.200).

A las puertas de tocar los 500.000 afiliados en el conjunto del país, programación, consultoría y el resto de la informática es la rama de actividad dentro de la información y las comunicaciones “que presenta mayor crecimiento y mejores perspectivas de empleo”, según señala el Ministerio de Trabajo y Economía Social en su actualización del barómetro de tendencias laborales. “Es una actividad clave en los servicios avanzados a las empresas que influyen directamente en la creación de empleo estable, muy cualificado y bien remunerado –señala el análisis–.

Además, ejercen una influencia considerable en el aumento de la producción, al ser servicios de alto valor añadido; y generan empleo indirecto porque ayudan a aumentar la competitividad y la eficiencia de otras empresas”. Los puestos con mayor tirón son la programación; técnicos en operaciones de sistemas informáticos; analistas, programadores y diseñadores web y multimedia; analistas de sistemas; analistas y diseñadores de software y multimedia; técnicos en asistencia al usuario de tecnologías de la información; y especialistas en bases de datos y en redes informáticas.

Suscríbete para seguir leyendo