Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Ritz se lleva a Francia pedidos de más de 500 millones prometidos a Barreras

Prothero firma con Chantiers dos cruceros, “hermanos” del Evrima pero de más capacidad | Mantiene el respaldo del fondo Oaktree

Recreación de uno de los buques de Ritz-Carlton. FDV

Hijos de J. Barreras estaba en preconcurso de acreedores el 19 de noviembre de 2019. Ese fue el día en que The Ritz-Carlton Hotel Company, a través de una agencia de Munich, registró las marcas Ilma y Luminara en la Oficina de Propiedad Intelectual de la Unión Europea (Euipo, por sus siglas en inglés). Ya había hecho lo propio con Evrima, que da nombre a la construcción 1705 del astillero vigués, cuyo contrato se canceló por parte de Ritz en la antesala de dejar a Barreras en vías de liquidación. El patrón de la naviera, Douglas Prothero –expresidente ejecutivo del astillero–, ha optado por no cambiar los nombres. Los hermanos del Evrima se llamarán Ilma y Luminara; no se harán en Vigo, como había prometido públicamente. Se construirán en Saint Nazaire, como avanzó FARO en primicia, en las instalaciones del gigante naval francés Chantiers de l’Atlantique. Ayer, en una rueda de prensa en París, se formalizó ese compromiso. Ambos pedidos, que tienen opción a dos adicionales –también han registrado las marcas Cobalt y Talaat Nam–, habrían supuesto para el naval gallego un negocio de más de 500 millones de euros.

Los buques utilizarán GNL, como también avanzó este periódico, y se entregarán en 2024 y 2025. Aun cuando Prothero diseñaba el concurso-liquidación de Barreras, el departamento de Compras de Chantiers ya había iniciado la compra de equipos de propulsión o cableado. Las empresas de diseño AD Associates (para interiores) y Aivan (exterior) llevan meses trabajando en ambos proyectos. “Chantiers de l’Atlantique comparte con nuestra organización la preocupación por un compromiso con la excelencia, así como un programa de muy alta calidad que nos permitirán alcanzar nuestro objetivo”, destacó el CEO de Ritz-Carlton Yacht. El Evrima, finalmente, no se rematará también en Francia, y fuentes próximas al proyecto apuntan que podría derivarse a otro astillero español a partir de julio. Pese al fiasco en Barreras, y a que éste causó la salida precipitada del alto directivo de Oaktree Andreas Krämer, Prothero mantiene el respaldo del fondo de inversión, que ya avaló la compra de la naviera alemana Sea Cloud Cruises.

Los cruceros serán de mayor dimensión, con 242 metros de eslora (frente a los 190 del que se inició en Vigo), y con 228 camarotes. En las negociaciones ha intervenido el Estado francés, accionista mayoritario del astillero Chantiers a través de la Agence des participations de l’Etat (APE).

Douglas Prothero (Ritz-Carlton Yacht), Laurent Castaing (Chantiers) y Marius Von Tangen-Jordan (Marriott), ayer en París. / CHANTIERS DE L’ATLANTIQUE

las claves

  • Mayor eslora

    Mientras que el Evrima cuenta con 190 metros de eslora (capacidad máxima de los muelles de Barreras), los nuevos cruceros tendrán 242.

  • Propulsión

    Chantiers tiene experiencia con el GNL, propulsión con la que cuenta el crucero MSC World Europa. Los barcos de Ritz seguirán sus pasos.

  • “Evrima”

    El acuerdo con el astillero francés no incluye, finalmente, la consecución del crucero iniciado en Barreras, que todavía no cuenta con una hoja clara de ruta para su entrega.

Compartir el artículo

stats