Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La puja final de Gondán y Armón por Barreras: 400 millones en contratos y 14,5 millones al contado

Entrada principal de Hijos de J. Barreras PABLO HERNANDEZ GAMARRA

El enorme potencial del mayor astillero privado de España, que encara la liquidación tras más de un siglo de trayectoria, ya había quedado patente en diciembre: dos de los mayores grupos navales de España, Astilleros Gondán y Astilleros Armón, lanzaron entonces sendas ofertas para dar a la unidad productiva de Hijos de J. Barreras una nueva oportunidad. Y ha vuelto a manifestarse ahora, después de que el juzgado de lo mercantil les diese la oportunidad de mejorar sus propuestas. Ambos lo han hecho.

Los grupos que dirigen Álvaro Platero y Laudelino Alperi, respectivamente, no solo han elevado su precio por las instalaciones y ampliado la superficie que pretenden explotar, sino que se han ofrecido a asumir los trabajos de achatarramiento de los cascos del malogrado proyecto Havila Kystruten. La jueza Amelia Pérez dio ayer 15 días a todas las partes –empleados, acreedores, Autoridad Portuaria y la propia Barreras– para la formulación de alegaciones. La operación, que servirá de revulsivo a toda la industria gallega de construcción naval, coge velocidad.

Siete buques pendientes de firma. El grupo Armón cuenta, a día de hoy, con 40 unidades en distintas fases de ejecución, en sus instalaciones de Asturias, Burela y Vigo. La compañía tiene otras siete ya en cartera, solo pendientes de su entrada en vigor. | SKIPASÝN

Gondán ha elevado el importe a desembolsar hasta los 4,5 millones de euros, aunque también ofrece un millón de euros por los terrenos que dan a Tomás Alonso –antigua fábrica de motores de Barreras– si resulta adjudicatario de la unidad productiva. Asimismo, se compromete a demoler el antiguo edificio de Aucosa y el tratamiento de materiales peligrosos (amianto), con un coste estimado en un millón de euros más. En suma, son 6,5 millones de euros, que pagaría al contado. Mantiene los 8 millones en inversiones para renovar las instalaciones, como avanzó Platero a FARO, y a cumplir con la exigencia del Puerto de invertir otros 964.000 euros el primer año.

A los dos buques de apoyo a parques eólicos marinos (CSOV, (Commissioning Service Operation Vessel, CSOV en el argot de la industria) ya preasignados a Barreras, como también adelantó este periódico, aporta garantías de “proyectos en fase avanzada de negociación”. En total, siete barcos por importe conjunto de casi 400 millones de euros. Según sus cálculos, aportaría carga de trabajo por 2,3 millones de horas, equivalentes a 1.350 puestos de trabajo (150 directos y 1.200 indirectos).

Empleo potencial para 1.350 personas. A los dos barcos de apoyo a parques eólicos marinos ya preasignados para Barreras, Gondán avanza otros siete pedidos en ronda final de negociaciones. En suma, equivaldrían a la creación de 1.350 puestos de trabajo. | SALT SHIP DESIGN

La parte social

El planteamiento de Platero, en lo concerniente a la parte laboral, es un órdago a la oferta de Armón. Entiende Gondán que la propuesta de su rival –que se quedaría con 20 del más de centenar de empleados del astillero– incurriría en fraude de ley y retrasaría la operación, dada la necesidad de negociar un ERE parcial de extinción. Su oferta, que prevé mantener el 100% de la plantilla, “evitará la asunción de indemnizaciones [por parte de Barreras], que podrían alcanzar un importe de 8,5 millones, y evitará los retrasos derivados del procedimiento de despido y de potenciales impugnaciones”.

Los administradores de Barreras plantean un nuevo ERTE para la plantilla

decoration

Es decir, Gondán entiende que, de los 14,5 millones que Armón pone encima de la mesa por Hijos de J. Barreras, el astillero perdería más de 8 millones para costear los despidos, de modo que solo tendría unos 4 millones de euros para pagar deudas con acreedores. Las facturas pendientes de la compañía, todavía propiedad de Ritz-Carlton, superan los 12,5 millones de euros.

Astilleros Armón también pagaría al contado esos 14,5 millones que ofrece ahora por la unidad productiva de Barreras, tras mejorar su oferta, y ahora incluye la totalidad de los terrenos que son de la propiedad. Si antes reducía el perímetro de las instalaciones a los terrenos de Beiramar –la parte concesionada y privada–, ahora pretende asumir también el edificio que desemboca en Tomás Alonso. “Aun cuando la vuelta a plena actividad de Barreras, lo que sucederá a varios meses vista, obligaría a contar con una plantilla superior a 20 trabajadores, nuestra oferta solo incluye dicho número [...] que se consideran necesarios para la preparación de las instalaciones e inicio de la actividad.

El caso Havila

Coinciden ambos en plantear una solución rápida para los cascos de Havila, que ocupan a día de hoy las dos únicas gradas de Barreras. Armón se haría cargo del achatarramiento a cambio de 500.000 euros, que quedarían consignados en una cuenta no disponible y a expensas del litigio que mantienen la naviera noruega y el astillero. Gondán vendería la chatarra, también para esa cuenta, y se quedaría con los costes del proceso de desmantelamiento.

“Facilita una transmisión más rápida de las instalaciones”, valora el delegado de CC OO en el comité de empresa, Ramón Sarmiento. En su opinión, la entrada de un nuevo actor en el naval vigués (Gondán, en este caso) sería más beneficioso para el sector, a fin de contar de una mayor competencia, y de mayores oportunidades para las auxiliares. “Es bueno mantener los equilibrios”.

La tercera aspirante a la compra, Marina Meridional, ha elevado su oferta a los 15 millones de euros. Abonaría un millón al contado; el importe restante sería un pago aplazado con pagarés.

Al margen de las ofertas, los administradores de Barreras han emplazado al comité de empresa a constituir una comisión negociadora para un nuevo ERTE, pese a que existe uno en vigor hasta el mes de junio.

Compartir el artículo

stats