Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los alquileres, desbocados en Galicia: crecen más del doble que los sueldos

Un joven mira el escaparate de una inmobiliaria ante una escasa y cara oferta de alquileres

En los portales inmobiliarios no queda ni rastro de las generosas rebajas del 5%, 10% o incluso el 15%, promocionadas entre exclamaciones y en rojo intenso como una “oportunidad” durante los años de resaca de la doble recesión financiera. “El mercado de la vivienda juega un papel fundamental en la estabilidad macroeconómica. Sus vínculos estrechos tanto con la economía real como con el sector financiero lo convierten en una bisagra que puede amplificar los desequilibrios en ambas direcciones, a través de múltiples canales”, explica José Ramón Díez Guijarro, director de estudios de Bankia, en un artículo publicado por Funcas el pasado marzo, donde contrapone lo ocurrido en 2008, cuando el estallido de la burbuja desplomó el empleo en el sector, provocó “una drástica caída de precios” y “una escalada en la morosidad bancaria” que se llevó por delante a la mitad del sistema financiero. “La sensación es que esta vez –añade Díez en referencia a la pandemia– el sector no se encuentra en el epicentro de la crisis”. Casi lo contrario. El ahorro acumulado por la parte más desahogada de la población y la prioridad que se le da a la comodidad del hogar tras los duros meses de confinamiento y restricciones a la movilidad dejan en su caso una recuperación contundente y más rápida que en otras actividades, tanto en las compraventas como en el alquiler. El número de arrendamientos en Galicia roza ya de los niveles precoronavirus con un importe medio de récord.

En julio se depositaron más de 3.300 fianzas correspondientes a otros tantos contratos en el Instituto Galego de Vivenda e Solo (IGVS), la cantidad más elevada de los últimos nueve meses. Van cerca de 19.200 en este 2021 tras un incremento del 16% en comparación con el mismo periodo del pasado ejercicio, muy condicionado por la irrupción del COVID-19 –en abril de 2020, por ejemplo, solo entraron 491 fianzas en el organismo dependiente de la Consellería de Medio Ambiente, Territorio e Vivienda– y todavía un 7% por debajo de los contratos de alquiler notificados entre enero y julio de 2019 (18.528).

Lo que no da tregua es el precio. Parecía que este podría ser el año de la contención tras la vertiginosa escalada del coste de los arrendamientos en Galicia desde que el incremento de la temporalidad laboral y el endurecimiento de los requisitos en la banca para las hipotecas después de la anterior crisis dificulte el acceso a la propiedad. El alquiler se movía alrededor de la inflación e incluso en marzo dejó un encarecimiento anual inferior al 1%, un porcentaje inédito en los últimos años. Pero no.

455,0

446,7

448,5

442,5

441,9

446,0

439,2

438,5

438,6

442,6

435,9

431,9

432,1

435,2

421,5

431,2

421,6

428,9

424,8

Evolución

del importe medio del alquiler en Galicia

€/MES

Fuente: Instituto Galego de Vivenda e Solo (IGVS)

EL PRECIO

EN LOS PRINCIPALES

CONCELLOS EN 2021

% anual

527,8

Vigo

3

520,4

A Coruña

-1,8

493,3

Pontevedra

3,5

473,2

Santiago

1,1

424,0

Ourense

5,8

400,7

Lugo

6,9

378,1

Ferrol

9,2

ENE

FEB

MAR

ABR

MAY

JUN

JUL

AGO

SEP

OCT

NOV

DIC

ENE

FEB

MAR

ABR

MAY

JUN

JUL

2020

2021

CONTRATOS FIRMADOS

EN 2021 POR IMPORTE

€/MES

Número contratos

Diferencia anual (%)

0-100

56

+43,6%

200,1-300

2.652

+12,6%

100,1-200

385

+10%

300,1-400

5.521

+28,4%

600,1-700

1.031

+47,9%

400,1-500

4.485

+42,7%

700,1-800

442

+47,8%

800,1-900

189

+44,3%

500,1-600

2.158

+41,9%

900,1-1.000

101

+65,6%

Más de 1.000

149

+39,2%

Simón Espinosa

455,0

446,7

448,5

442,5

441,9

446,0

439,2

438,5

438,6

442,6

435,9

431,9

432,1

421,5

435,2

431,2

421,6

428,9

424,8

Evolución

del importe medio del alquiler en Galicia

€/MES

Fuente: Instituto Galego de Vivenda e Solo (IGVS)

EL PRECIO

EN LOS PRINCIPALES

CONCELLOS EN 2021

% anual

527,8

Vigo

3

520,4

A Coruña

-1,8

493,3

Pontevedra

3,5

473,2

Santiago

1,1

424,0

Ourense

5,8

400,7

Lugo

6,9

378,1

Ferrol

9,2

ENE

FEB

ABR

MAY

JUL

OCT

ENE

FEB

ABR

MAY

JUL

MAR

JUN

AGO

SEP

NOV

DIC

MAR

JUN

2020

2021

CONTRATOS FIRMADOS

EN 2021

POR IMPORTE

0-100

56

+43,6%

200,1-300

2.652

+12,6%

100,1-200

385

+10%

€/MES

Número contratos

Diferencia anual (%)

300,1-400

5.521

+28,4%

600,1-700

1.031

+47,9%

400,1-500

4.485

+42,7%

700,1-800

442

+47,8%

800,1-900

189

+44,3%

500,1-600

2.158

+41,9%

Simón Espinosa

900,1-1.000

101

+65,6%

Más de 1.000

149

+39,2%

455,0

446,7

448,5

442,5

441,9

446,0

439,2

438,5

438,6

442,6

435,9

431,9

432,1

435,2

421,5

431,2

421,6

428,9

424,8

Evolución

del importe medio del alquiler en Galicia

€/MES

Fuente: Instituto Galego de Vivenda e Solo (IGVS)

EL PRECIO

EN LOS PRINCIPALES

CONCELLOS EN 2021

% anual

527,8

Vigo

3

520,4

A Coruña

-1,8

493,3

Pontevedra

3,5

473,2

Santiago

1,1

424,0

Ourense

5,8

400,7

Lugo

6,9

378,1

Ferrol

9,2

ENE

FEB

ABR

MAY

JUL

OCT

ENE

FEB

ABR

MAY

JUL

MAR

JUN

AGO

SEP

NOV

DIC

MAR

JUN

2020

2021

CONTRATOS FIRMADOS

EN 2021 POR IMPORTE

0-100

56

+43,6%

€/MES

Número contratos

Diferencia anual (%)

200,1-300

2.652

+12,6%

100,1-200

385

+10%

300,1-400

5.521

+28,4%

600,1-700

1.031

+47,9%

400,1-500

4.485

+42,7%

700,1-800

442

+47,8%

800,1-900

189

+44,3%

500,1-600

2.158

+41,9%

900,1-1.000

101

+65,6%

Más de 1.000

149

+39,2%

Simón Espinosa

La mensualidad media se disparó en julio un 4,4% y toca máximos históricos, por primera vez rompiendo la barrera de los 450 euros: 455 euros, concretamente. El ascenso es más del doble que la subida salarial que en estos momentos se está pactando en Galicia en los convenios colectivos (1,5% en los de empresa y un 1,84% en los sectoriales, según las últimas estadísticas del Ministerio de Trabajo y Economía Social hasta julio); y un punto más que la tasa anual del IPC en la comunidad (3,5%). Teniendo en cuenta todos los arrendamientos formalizados en estos siete meses, la cuantía también toca un techo inédito, 442,6 euros, un 2,6% más que en 2020.

Desde 2015, cuando arrancó la senda alcista, los alquileres de vivienda en Galicia se encarecieron un 25%. La mayoría de los principales concellos región arrastran ascensos aún más intensos. Pontevedra la que más con un avance del 36,5% en los precios. Le sigue Vigo, donde aumentaron 28,5%. El alza en Lugo es del 26,4% y del 25,6% en A Coruña, con el matiz de que en la ciudad herculina el auge del arrendamiento se notó ya antes. Con la subida de 2014 incluida, el encarecimiento en su caso llega al 29%.

En este último año, A Coruña destaca por precisamente lo contrario. Es la única urbe que experimenta una caída de los precios del 1,8%, hasta los 520,4 euros de media mensual. El mayor importe se localiza en Vigo. Son casi 528 euros, un 3% más que en julio de 2020. Ferrol y Lugo lideran los encarecimientos, un 9,2% y un 6,9%, respectivamente. A continuación aparece Ourense, con un 5,8%. El porcentaje en Pontevedra es del 3,5% y del 1,1% en Santiago de Compostela.

¿Menos de 300 euros? De un tercio en 2014 a solo el 18% hoy

Los alquileres asequibles para la mayoría de los ciudadanos en Galicia van camino de convertirse en una utopía. Los de menos de 300 euros suponen únicamente el 18% de todos los contratos de este año con fianza depositada en el IGVS, según el último informe del organismo hasta julio. En 2014 representaban un tercio del total. Los menores incrementos en este año se dan precisamente en esa franja de precios. A pesar de que en los mismos meses del pasado 2020 el mercado estuvo a medio gas por las restricciones para contener la irrupción del coronavirus y las variaciones del alquiler en general son muy abultadas, los contratos de entre 100 y 200 euros al mes apenas crecen un 10% y un 12% los de 200 a 300 euros. Nada que ver con lo que está sucediendo en el resto de los arrendamientos en la comunidad. Los de 300 a 400 euros aumentaron un 28%, hsta los 5.5200. Los de 400 a 500 euros de mensualidad, cerca de 4.500 contratos, repuntaron un 43%; un 42% los de 500 a 600 euros (2.158). Más de un millar tienen una cuota de entre 600 y 700 euros después de una subida del 48%; la misma que entre los de 700 a 800 (442). Hay 189 que llegan hasta los 900 euros, un 44,3% más que entre enero y julio del pasado ejercicio; y los de 900 a 1.000 euros, un centenar de alquileres en estos meses, se dispararon un 65%. Los arrendamientos que cuestan al mes más de 1.000 euros se incrementaron un 39%, hasta los 149. Los contratos suben un 35% respecto al año pasado en las localidades con más de 50.000 habitantes, mientras que en las de 20.000 a 50.000 lo hacen un 29% y alrededor del 26% en el resto.

Compartir el artículo

stats