Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Cuenta atrás de película para el Evrima

Marcha atrás digital, instalada en una de las carpas, ayer. Arriba, el “Evrima” en Astander.

Marcha atrás digital, instalada en una de las carpas, ayer. Arriba, el “Evrima” en Astander. FdV

Puesta de quilla, botadura, prueba oficial... Son hitos en la construcción de un buque, vinculados a los pagos parciales al astillero por parte de la sociedad armadora. La instalación de un mástil no es uno de ellos, por más que la propiedad de Hijos de J. Barreras lo haya celebrado como tal. “Supone un importante hito en su construcción y refleja el buen ritmo de trabajo a bordo del que pronto se convertirá en el crucero de pasajeros más lujoso del mundo”, decía Cruise Yacht (The Ritz-Carlton Yacht es su marca comercial) en noviembre del año pasado, cuando ni Douglas Prothero ni el barco habían dado todavía la espantada a Vigo.

Tras considerar como “hito” la instalación de los mástiles en Vigo, Cruise Yacht instala una marcha atrás en Santander para la subida a dique seco

Tampoco es un hito la subida a dique seco (o drydock), aunque la naviera lo vaya a festejar como tal. En un muelle de El Astillero (Cantabria) desde el 20 de marzo, el Evrima subirá al fin a dique el 24 de agosto, si prospera la hoja de ruta del nuevo responsable del proyecto, Brian Swensen.

El letrero digital con la cuenta atrás que anuncia la subida a dique del Evrima FdV

Un letrero digital, colocado en una de las carpas con las que Cruise Yacht ha colmado las pequeñas explanadas de Astander, recuerda a los operarios el tiempo que resta para esa fecha. Hoy rotulará 22 days to go. Faltan 22 días. “EVRIMA Dry Dock”, reza de forma intermitente.

  • El dueño de Barreras es de las Islas Caimán a través de una red de empresas de Oaktree

    El entramado incluye ocho sociedades de Malta, Luxemburgo, Liechtenstein y Singapur | Ritz canceló en junio el contrato con el astillero; pagará sus costes hasta octubre

Swensen es un directivo fichado por el fondo Oaktree, dueño tanto de Barreras como del crucero –a través de un entramado de sociedades que emana de Islas Caimán–, y responsable del cese de Prothero como presidente ejecutivo. También de la decisión de reestructurar y vender el astillero. Se incorporó al proyecto a mediados de junio, después de que Cruise Yacht hubiese cancelado el contrato con la atarazana de Beiramar.

En Vigo, con el equipo de la consultora Kroll Business al frente de la compañía, remata hoy el periodo de consultas para el expediente de regulación temporal de empleo (ERTE), que afectará a 127 empleados durante un año. Fuentes sindicales dudan que se produzca una prórroga en las negociaciones. CC OO y CIG exigen el regreso a Vigo del Evrima. “Pedimos que, en cuanto rematen las tareas de pintura, regrese a Vigo, con lo que ya habría carga de trabajo” y el ERTE solo tendría que estar en vigor hasta el 31 de octubre, como explicó el delegado de Comisiones en la empresa, Ramón Sarmiento.

Compartir el artículo

stats