La Xunta de Galicia adjudicó 23 parcelas de su propiedad en siete polígonos de la comunidad por un importe de 5,78 millones de euros, lo que supone para las 16 empresas compradoras un ahorro de más de 2,6 millones respecto del precio marcado. Además del polígono de Bértoa en Carballo, donde se vendieron cinco parcelas, el resto de terrenos adjudicados son Morás (Arteixo), con cinco parcelas vendidas; A Sionlla (Santiago de Compostela), con otras cinco adjudicadas; Veigadaña (Mos), Vilamarín y Viveiro, con una parcela vendida en cada uno de ellos; y Cuíña (Cervo), donde Sogama ha adquirido cinco terrenos para construir la futura planta de tratamiento de biorresiduos que dará servicio a la provincia de Lugo.