Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Las condiciones del ERTE de PSA Vigo

Trabajadores de Stellantis en Vigo.

Trabajadores de Stellantis en Vigo.

La segunda reunión de la comisión negociadora del ERTE de la planta de Vigo de Stellantis (antes Grupo PSA) por la falta de microchips sirvió para poner sobre la mesa las exigencias de las secciones sindicales. La mayoría coincidió en reclamar a la empresa que los trabajadores puedan acogerse al expediente antes de agotar la bolsa de horas (el principal mecanismo de flexibilidad laboral del centro), elevar hasta el 100% los conceptos salariales y una especial protección para aquellos trabajadores que puedan verse afectados por su edad a la hora de la jubilación. El ERTE, de sesenta días y de aplicación tras la Semana Santa y hasta final de año, cubrirá a la mitad de la plantilla (unos 3.700 trabajadores), aunque la dirección de Balaídos prevé que la afectación sea mucho menor. 

Producción

El expediente llega después de que las tensiones en el suministro de componentes que integran microchips hayan provocado la pérdida de más de 10.000 coches hasta ahora, como adelantó este periódico. Algunos analistas calculan que la normalidad en los flujos podría no recuperarse hasta el próximo año, ante lo que la práctica totalidad de las fábricas de coches en España han recurrido a los ERTE para adaptarse a los desajustes en la producción. La de hoy fue la segunda reunión en Vigo de la comisión negociadora del nuevo expediente. La empresa quiere tener listo un acuerdo antes de los festivos de esta Semana Santa.

Ajuste

En principio, el ajuste en Vigo afectará solo a los contratos a tiempo completo (unas 3.700 personas), para las que los sindicatos exigen que se complemente el salario hasta el 100%, incluidas las pagas extras y las vacaciones; y sobre todo reclaman que los trabajadores no tengan por qué agotar antes la bolsa de horas y protección para aquellos que estén próximos a la jubilación para que no les penalice. 

La planta de Stellantis en Balaídos. R. Grobas

La decisión de Stellantis y de otros fabricantes como Mercedes, Seat, Renault, Ford o Volkswagen de presentar ERTE ha provocado una oleada de expedientes en la industria auxiliar, también en la asentada en la comarca de Vigo. Así, firmas como Faurecia, Benteler, Denso, Componentes de Vehículos de Galicia o Akwel ya están o prevén ERTE. 

Compartir el artículo

stats