Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Reino Unido se benefició de 100 millones al año en cuotas de pesca adicionales

Tiene un extra de cupos por las compensaciones históricas que realizó la UE desde 1983 y que ahora se quiere llevar con el “Brexit”, según la EUFA

La Alianza Pesquera Europea (EUFA, en sus siglas en inglés), creada por nueve países para defenderse de los efectos del Brexit, ha llevado a cabo un estudio de las cuotas adjudicadas a Reino Unido, llegando a la conclusión de que solo en la última década el país que ahora busca la desconexión con la UE gozó de 100 millones de euros anuales en cuotas de pesca adicionales. Según explica el propio presidente de la EUFA, Gerard van Balsfoort, esto se debe a los dos “ tratamientos especiales” concedidos al país desde que se unió a la Política Pesquera Común (PPC) en 1983: por un lado, las llamadas Preferencias de La Haya (Hague Preferences) y, por otro, por la pérdidas jurisdiccionales y de terceros países (Jurisdictional and Third Country Losses). En el primer caso Londres logró un 15,6% más de cuotas de sus principales especies de interés; en el segundo, otro 26% más. “El Reino Unido recibió estos beneficios como parte de la UE y ahora que se va, no puede llevarse estos beneficios consigo”, indica el presidente de la EUFA.

El cálculo llevado a cabo por la Alianza se hizo teniendo en cuenta las cuotas y los precios medios de mercado de las especies a lo largo de la última década, desde 2010. Como explican, Reino Unido gozó de mayores cuota al figurar entre las regiones donde las poblaciones locales dependen especialmente de la pesca y de las industrias afines a ella (Hague Preferences). Además, cuando su flota fue expulsada de forma unilateral por Islandia los barcos británicos perdieron muchas cuotas y la UE compensó al país con más cupos. “EUFA cree firmemente que la asignación actual de derechos de pesca (...) debe mantenerse”, añadió Gerard van Balsfoort en relación a las negociaciones del Brexit, ahora encalladas y con la pesca como principal piedra a esquivar.

El vigués Iván López, miembro español en la EUFA, va más allá: “Ya se hizo el pago en su momento, no se puede hacer un segundo pago y de hacerlo debe haber contrapartida en el mercado”, resumió sobre la hipotética posibilidad de una cesión por parte de Bruselas en las negociaciones. Sobre los datos aportados por la EUFA, también retó a que “si alguien no está de acuerdo, que se atreva a desmontarlos”.

Las especies a las que hace referencia el estudio son el eglefino y merlán en el mar del Norte, así como bacalao, carbonero y merlán al oeste de Escocia.

Compartir el artículo

stats