Las exportaciones disminuyeron un 7,2% en agosto en Galicia respecto al mismo mes de 2019, algo menos que la media, mientras que en lo que va de año la caída es del 13,5%, según los datos publicados ayer por el Instituto Galego de Estatística (IGE). Los productos con mayor influencia negativa en el octavo mes del año fueron los combustibles y aceites minerales, seguidos por las prendas de vestir no de punto. Por el contrario, los productos con mayor repercusión positiva fueron los vehículos automóviles y tractores.

En los primeros ocho meses del año, las ventas al exterior de prendas de vestir no de punto, combustibles y aceites minerales, aparejos y material eléctrico y prendas de vestir de punto son las que influyen con un comportamiento más negativo. Por su parte, las importaciones retrocedieron un 10,6% respecto a agosto del año pasado, debido a la disminución en las importaciones de combustibles y aceites minerales. Del lado contrario, las mayores repercusiones positivas fueron las de automóviles y tractores.

Desde la Consellería de Economía destacaron el mejor comportamiento del sector exterior gallego en comparación con las cifras nacionales, así como el hecho de que las empresas exportadoras se hayan mantenido casi sin cambios pese al Covid (5.670, frente a una caída de más de doce puntos a nivel estatal).

Las expediciones dirigidas a la UE presentan en agosto una bajada del 2,7% y entre los países con peso significativo los mayores descensos fueron los de Portugal (-19,1%), Italia (24,1%) y Bélgica (-20,2%); mientras que los mayores ascensos se corresponden con Francia (44,8%) y Alemania (11,4%).