SUSCRÍBETE

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Motor, educación, sanidad y empleo público amortiguan la sangría laboral en la región

Con los datos a último día de cada mes, Galicia recuperó unos 35.300 cotizantes en comparación al mínimo registrado en abril por el periodo hasta ahora más duro de la pandemia. Teniendo en cuenta lo que hubiera sido un septiembre normal si la campaña de verano no se viera resentida por la situación, la comunidad acumula una caída anual de las afiliaciones del 1,6%. Tuvo 16.500 menos que en septiembre de 2019 . El retroceso en el conjunto del Estado roza el 2%, con Baleares y Canarias, epicentro del turismo español, a la cabeza: 12,2% y 4,4% menos, respectivamente.

De las 87 ramas de la clasificación de actividades, 63 están en números rojos en la evolución anual de la ocupación en Galicia. Una, la extracción de crudo, muy residual en el mercado labora (14 ocupados) no sufrió ninguna variación. Y las otras 23 arrojan alzas de afiliación, algunas con especial intensidad. Es el caso de la recogida y tratamiento de residuos, con un ascenso anual de ocupación del 18% y 700 nuevos empleos. Un 13,6% (573) aumentaron los cotizantes en actividades de sedes centrales y consultoría de gestión empresarial. La automoción elevó su personal un 11,6%, en 1.744 personas. Es el más fuerte de los grandes sectores en volumen de empleo junto con Educación (2.622 altas, un alza del 5,6%), Sanidad (2.707 efectivos, un 4,3 más); y la administración (1.593 ocupados nuevos y una subida del 2,7%).

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats