La Comisión Europea ha recurrido la sentencia del Tribunal General de la UE (TUE) que anuló en julio la decisión que obligaba a Apple a devolver 13.000 millones de euros en Irlanda por haberse beneficiado durante años de ventajas fiscales ilegales. "La Comisión considera que el TUE comete una serie de errores legales en su sentencia. Por esta razón, la CE lleva el asunto al Tribunal de Justicia", anunció la vicepresidenta del Ejecutivo comunitario responsable de Competencia.