17 de septiembre de 2020
17.09.2020
Faro de Vigo

Inditex responde al coronavirus con 214 millones de beneficio

El grupo textil gallego muestra el camino para la recuperación económica con 734 millones de caja neta en el segundo trimestre

17.09.2020 | 01:50
Una de las tiendas de la enseña Pull &Bear, en Madrid.

Un tibio sol envolvía ayer la mañana en la coruñesa plaza de Lugo, donde las enseñas del Grupo Inditex rodean uno de los mejores mercados de marisco y pescado fresco. A un paso de los puestos con las primeras lubinas y cigalas, los escaparates de Zara, Pull&Bear, Bershka, Stradivarius, Uterqüe, Oysho y Massimo Dutti lucían las colecciones de la campaña otoño-invierno. Todo parecía normal, salvo los geles hidroalcohólicos de los establecimientos y las mascarillas de los viandantes. Incluso el presidente de la multinacional gallega, Pablo Isla, lanzaba a esa misma hora un mensaje de retorno a la calma desde la sede de la firma. "El segundo trimestre marca la recuperación y una progresiva vuelta a la normalidad", señaló Isla tras anunciar que la compañía regresaba a beneficios al ganar 214 millones de euros en el segundo trimestre del año fiscal (entre el 1 de mayo y el 31 de julio). A su juicio, el "fuerte desempeño" de este periodo también refleja la evolución del beneficio operativo -que supera los mil millones de euros y sitúa el Ebitda consolidado del semestre en 1.486 millones-, y de la posición financiera al generar 734 millones de caja neta (6.486 millones en el semestre).

Hace exactamente 45 años que Zara, el buque insignia de la compañía, abrió su primera tienda en A Coruña y muy pronto, en 2021, el grupo textil celebrará dos décadas en Bolsa. Jamás había registrado pérdidas hasta que el coronavirus le obligó a cerrar el 88% del parque total de tiendas entre febrero y abril. Por eso ayer, al dejar atrás los números rojos de 409 millones de euros del primer trimestre, Isla destacó la "fortaleza" y la "flexibilidad" que caracterizan el modelo de la multinacional para afrontar la pandemia. Así es que los resultados del segundo trimestre constituyen "un punto de inflexión", en palabras de Isla. Estos incluso superaron las previsiones de los analistas y los inversores saludaron las cuentas con un nuevo repunte al disparar las acciones de la firma un 8%.

Es cierto que Inditex continúa en pérdidas (-195 millones) al computar todo el semestre, pero también que obtendría un beneficio neto de 39 millones si excluyese la provisión de 308 millones para acelerar la integración de las tiendas físicas y online. Si la necesidad agudiza el ingenio, como se dice en época de vacas flacas, la multinacional ha acelerado su expansión digital en este tiempo de Covid. "Somos un líder mundial de la moda en online", aseguró ayer Isla con la sobriedad que le caracteriza al señalar que la venta digital "mantiene un ritmo muy alto de crecimiento", con un 74% de media en el semestre. De hecho, el grupo superó por primera vez el millón de pedidos online en un solo día. En este sentido, el presidente de Inditex detalló que el crecimiento de la facturación a través de la red constituye "una combinación de las compras de los clientes ya existentes y de muchos nuevos online, lo cual es muy positivo para el futuro". La firma ya ha activado la estrategia Horizonte 2022, en la que se invertirán 2.700 millones para agilizar "una nueva etapa de transformación digital, integrada y sostenible", los tres grandes conceptos que se han convertido en el mantra de la compañía. El objetivo es que la venta online supere el 25% de las ventas netas totales dentro de dos años, desde el 14% de 2019.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook