Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

"Sea Cloud Spirit", más cerca del cielo

El astillero Metalships concluye la instalación del palo mayor del crucero alemán, que tiene programado su primer viaje para abril de 2021

El buque será el segundo crucero a vela más grande del mundo. // Ricardo Grobas

De no haber aparecido la pandemia del Covid-19, el Sea Cloud Spirit sumaría hoy el cuarto día de travesía de su viaje inaugural con destino al puerto italiano de Civitavecchia. Llegaron las restricciones sanitarias y el confinamiento, que forzó a Metalships & Docks -como a todos los astilleros- a paralizar su actividad durante las dos primeras semanas de abril. A sus instalaciones habían llegado ya, desde Polonia, los mástiles del crucero, un imponente navío de 138 metros de eslora. Pero el cierre de fronteras impidió que el equipo especializado pudiera desplazarse a Vigo hasta el mes de julio para completar los trabajos, que culminaron ayer con el palo mayor. Más de 57 metros de altura para que Sea Cloud Spirit, tercera unidad de la naviera germana Sea Cloud, esté más cerca del cielo.

El buque cuenta con tres mástiles, cinco cubiertas y 4.200 metros cuadrados de velamen izado. Tendrá capacidad para 136 pasajeros y 90 tripulantes, y está concebido para viajes de lujo alrededor del mundo; las aguas tropicales y subtropicales serán su ecosistema de referencia. La armadora pretende ofrecer a los clientes estancias amplias y de gran lujo, además de restaurante, lounge de cubierta, biblioteca, área de fitness y tiendas. El camarote de mayor tamaño tendrá hasta 39 metros cuadrados, con terraza exterior, aunque solo estarán disponibles tres de este tipo por viaje. El grueso de la oferta la comprenden habitaciones de entre 26 y 30 metros cuadrados, también con espacio exterior.

Concebido inicialmente como el mayor crucero a vela del mundo -el proyecto se ha ejecutado sobre la base del casco del antes bautizado como Sea Cloud Hussar, iniciado en la extinta Factoría Naval de Marín-, ahora es un buque sueco ( Flying Clipper, de 162 metros) el que tiene esa distinción. Tiene mayor eslora que el Bima Suci, otro navío de referencia del naval vigués, con 111 metros y construido por Freire Shipyard para la Armada de Indonesia. El contrato habrá proporcionado a Metalships & Docks alrededor de 750.000 horas de trabajo, equivalentes a la creación de 350 puestos de trabajo.

El primer viaje programado para el Sea Cloud Spirit, según la web de la naviera, es el 14 de abril de 2021. Allí está previsto que pase el invierno, según confirmó el director general de Sea Cloud, Daniel Schäfer, el pasado mes de mayo. "Los huéspedes tendrán la opción de disfrutar del hermoso clima de las Islas Canarias este invierno" a bordo de este velero. Casablanca, Palma de Mallorca, Niza y Lisboa serán algunas de las ciudades que visitará en sus primeras travesías. Recalará en las Islas Cíes el 21 de mayo, donde fondeará durante cinco horas procedente de Leixões (Portugal), y realizará una escala de casi 24 horas en Vilagarcía de Arousa.

Compartir el artículo

stats