Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La plantilla de Thenaisie da de plazo hasta el 7 de septiembre para la salida de Scandia

La Xunta se compromete a negociar con el grupo dueño de la conservera

La plantilla de Thenaisie Provoté mantiene la convocatoria de huelga a partir del 8 de septiembre y que paralizará la actividad de la conservera tres días por semana. Hace tiempo que la continuidad de Scandia Food, que compró la compañía hace dos años y medio, no es una opción para ellos, y ayer pusieron una fecha límite para que eso cambie. "El día 4 volveremos a reunirnos, y para entonces Scandia tiene que haber soltado la empresa", resumió la delegada de la CIG Rosa Abuín tras un encuentro celebrado en Santiago con la dirección del Igape y de Xesgalicia. "Deben abandonar, han reconocido que no pueden seguir con el proyecto. Es la única manera de impedir la liquidación". Thenaisie Provoté, en concurso de acreedores, acumula un pasivo financiero de 5,2 millones de euros.

De acuerdo a Abuín, el Ejecutivo gallego se ha comprometido a negociar con el grupo rumano para desbloquear el futuro de la compañía, cuyos orígenes se remontan a 1904 y que cuenta con más de 150 trabajadores. Sobre la mesa estuvo una oferta del empresario gallego Alfonso Caneiro, defendida por los propios trabajadores, pero no prosperó. La delegada sindical acusa además a Scandia de pedir cantidades "desorbitadas" por la conservera pese a su precaria situación. Sin producción para su propia marca, Thenaisie continúa operando únicamente con servicios de maquila, enlatando producto para terceros. "No se puede sobrevivir con eso". Advierte además que no están garantizadas las nóminas de septiembre.

Fuentes oficiales de Scandia Food aseguraron esta semana a FARO que habían diseñado un plan de negocio "con dos alternativas", aunque admitieron que es "complicado e incierto" por la "situación por la que atraviesa" la empresa. No ofrecieron detalles de esa planificación, en la que en todo caso Thenaisie continuaría acumulando pérdidas durante cinco años, con un volumen de ingresos de unos diez millones de euros. En 2019 rebasó holgadamente los 22 millones, con una ratio de exportaciones del 15% del total. En enero fue sometida a una reducción de capital por importe de 2,85 millones.

Compartir el artículo

stats