La autoridad aduanera de China ha decretado la suspensión de importaciones de langostino vannamei procedente de Ecuador tras haber detectado coronavirus en las remesas de tres productores locales, informó su máximo responsable, Bi Kexin. La agencia estatal aseguró que los productos que han dado positivo procedían de las compañías Industrial Pesquera Santa Priscila SA, Empacreci SA y Edpacif (Empacadora Del Pacifico SA). El Gobierno ecuatoriano cuestionó con dureza el diagnóstico de Pekín. El titular de Salud Pública, Juan Carlos Zevallos, aseguró en rueda de prensa que "no hay evidencia científica de que el virus se propague a través de los alimentos, y menos cuando estamos hablando de camarones que han viajado 50 días a -20 C".