Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Nueva Pescanova propone una reducción de capital para compensar pérdidas

La multinacional celebrará el 29 la primera asamblea de la era Abanca

Las instalaciones centrales de Nueva Pescanova, en Chapela. // Ricardo Grobas

Las instalaciones centrales de Nueva Pescanova, en Chapela. // Ricardo Grobas

Nueva Pescanova celebrará el 29 de junio la primera junta general sin Jacobo González-Robatto en la presidencia y con Abanca como socio mayoritario, con más del 80% del capital social tras haber adquirido las participaciones de Banco Sabadell y CaixaBank. La orden del día, firmada por el nuevo secretario del consejo, Eduardo Cortizo, incluye una propuesta de reducción de capital. La convocatoria no incluye el importe de la operación, que obedece a las cuantiosas pérdidas registradas por la multinacional el pasado ejercicio. Según figura en las cuentas anuales de Banco Sabadell, el resultado fue negativo en casi 34 millones de euros, aunque solo hasta cierre del mes de septiembre. Tras la ampliación de capital -por compensación de créditos- realizada en 2017, el capital social de la compañía supera los 147 millones de euros.

La severa crisis registrada en Argentina, donde Nueva Pescanova cuenta con su filial más rentable (Argenova), penalizó su resultado. El grupo no ha desvelado todavía a cuánto ascendió su volumen de negocio ni el Ebitda en 2019, aunque fuentes del mercado estiman unos números rojos de al menos 45 millonesnúmeros rojos en este concepto.

El presidente de Abanca, Juan Carlos Escotet, ya advirtió a finales de mayo que Nueva Pescanova todavía tardará en recuperar rentabilidad. "Habrá una corrección del Ebitda de cierta importancia, que se recuperará para finales de 2021", apuntó a preguntas de FARO. El desembarco de la entidad gallega como accionista de referencia ha incluido una "revisión" de su último plan estratégico, asignado a Boston Consulting Group, que ya enmendaba la plana de un plan, el de 2016-2020 Todos a una, que no se cumplió. "Ha tenido una revisión, tras algunas caídas en el consumo que llevan a afectar al Ebitda". La pandemia del Covid-19, con el cerrojazo a la hostelería, ha impactado asimismo en todos los operadores del sector, con mayor o menor intensidad en función de su dependencia al canal horeca. La junta también someterá a votación la reelección, hasta 2022, de KPMG como auditora externa.

Compartir el artículo

stats