14 de marzo de 2017
14.03.2017

El mayor oceanográfico de Argentina se estrena en aguas de la ría de Vigo

Una delegación científica del país acude a su botadura en el astillero Armón

14.03.2017 | 02:03
El "BIP Victor Angelescu", ayer en Vigo. // Javier/JAC

El oceanográfico BIP Víctor Angelescu probó ayer la ría de Vigo tras su botadura en el astillero de Armón Vigo. El buque, que engrosará las filas del Instituto Nacional de Investigación y Desarrollo Pesquero (Inidep), será el más grande del país con sus 52,8 metros de eslora y está previsto que sea entregado en septiembre de este año. Una delegación del país liderada por el director del Inidep, Otto Whöler, acudió al evento.

La maniobra comenzó sobre las 16.30 horas y fue de carácter privado por petición del propio Inidep. Ahora, la construcción continuará en el muelle con el montaje del puente, el calibrado del equipo científico y demás instalaciones en laboratorios, espacios comunes y sala de máquinas, según informó el instituto argentino. Junto a Whöler también viajaron personal de la Prefectura Naval Argentina e ingenieros navales del país sudamericano.

La construcción del buque comenzó hace cerca de un año, el 16 de marzo de 2016, después de que el astillero se adjudicara este contrato en 2015 por 28,3 millones de dólares (unos 26,5 millones de euros al cambio actual) tras un concurso en que la factoría viguesa había presentado la única oferta.

Armón realizará el próximo año otro barco para el Inidep, tal y como adelantó FARO. En este caso se trata de un barco de investigación costera de 36 metros de eslora destinado a operar en aguas de poca profundidad. El astillero se impuso a otras empresas en el concurso de este barco valorado en 6,1 millones de dólares (5,7 millones de euros). El instituto cuenta en la actualidad con otros tres buques: Dr. Eduardo L. Holmberg, Capitán Oca Balda y el Capitán Cánepa, todos de más de 37 años de antigüedad.

Armón Vigo tiene así seis barcos pendientes de obra, ya que a este buque del Inidep se le suman cuatro pesqueros y un oceanográfico para Suecia.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook