A Hacienda siguen sin salirse las cuentas en Galicia. La recaudación de la Agencia Tributaria no ha dejado de caer, a pesar de la subida de tasas como el Impuesto sobre el Valor Añadido (IVA) o el Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF). La Agencia Tributaria acumula una caída de ingresos del 5% en Galicia en el primer semestre del año, principalmente por el descenso en la recaudación obtenida de las rentas de los trabajadores, que se redujeron un 13%, al pasar de los 1.133 millones de 2012 a los 984 de este año. Tampoco el IVA ha dado muchas alegrías a Hacienda en Galicia, con un descenso acumulado del 3%. Precisamente son las tasas sobre la renta y el consumo los dos impuestos generan el 84% de la recaudación tributaria en la comunidad, que ascendió en la primera parte del año a 2.211 millones de euros, un 5,2% menos que en el mismo periodo del año pasado.

El descenso se produce a pesar de que el Gobierno subió el IVA el pasado mes de septiembre e incrementó el IRPF el pasado mes de enero. La recaudación también se redujo en los impuestos especiales, que cayó un 8%, hasta los 19 millones de euros, hasta junio, justo el mes en el que el Gobierno incrementó los impuestos sobre el alcohol de alta graduación y el tabaco.

El dato gallego supera en más de dos puntos la caída media estatal, a pesar de que Galicia es la quinta comunidad en la que los ingresos tributarios retroceden menos.