28 de abril de 2009
28.04.2009
automoción

El gobierno portugués apoyará a Citroën si decide producir un nuevo modelo en ese país

La compañía aplicará en mayo un ERE para 700 trabajadores en la fábrica lusa

28.04.2009 | 02:00

El gobierno portugués está dispuesto a ayudar económicamente a la factoría de PSA Peugeot Citroën en Mangualde, que este año ha reducido su producción en un 50%, si el grupo automovilístico francés decide producir un nuevo modelo en estas instalaciones, según confirmaron responsables del Partido Socialista (PS) al diario Público. La carga de trabajo de esta planta se compone de las primeras versiones de las furgonetas Citroën Berlingo y Peugeot Partner, que se dejaron de fabricar en Vigo en 2008 debido al lanzamiento de las nuevas. La caída de la producción obligará a la dirección del centro a aplicar un expediente de regulación para 700 de sus 900 trabajadores a partir de mayo y durante seis meses.

El presidente de la Federación de Viseu del PS, José Junqueiro, aseguró que en caso de que la factoría iniciase la producción de un nuevo modelo, "una hipótesis que existe en el horizonte", la empresa "tendrá asegurados los incentivos a la inversión por parte del gobierno portugués". "Esto ha sido confirmado por el secretario de Estado de Economía y también por el ministro Vieira da Silva", señaló el dirigente socialista.

Según la Associação Automóvel de Portugal, Mangualde registró una caída de producción del 51,7% en los tres primeros meses del año en comparación con el primer trimestre de 2008. Ante estas cifras, la dirección de la factoría había presentado a los trabajadores un plan de bajas sin apenas acogida, lo que motivó el anunció de una suspensión de empleo entre los meses de mayo y octubre, cuyo número de horas dependerá de la demanda de furgonetas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine