26 de diciembre de 2008
26.12.2008

Más de 7.200 trabajadores de la automoción evitan el paro al acceder a cursos de la Xunta

Casi 90 empresas de la provincia de Pontevedra se acogieron al plan extraordinario puesto en marcha por Traballo

26.12.2008 | 09:09
El parón de la producción en Citroën afectó en cadena a toda la industria de componentes

El plan de choque de la Xunta contra los Expedientes de Regulación de Empleo (ERE) del sector gallego de la automación ha librado a 7.243 trabajadores de 88 empresas del sector de engrosar las listas del paro. La crisis del sector del automóvil ha provocado que el Gobierno gallego adoptase medidas con carácter extraordinario como las ayudas y avales concedidos por la Consellería de Economía y los cursos de formación financiados por Traballo, estos últimos con una inversión total de 10 millones de euros.

Los planes de formación presentados por estas empresas conllevan una inversión de 6,6 millones de euros, un tercera parte del total comprometido para este capítulo. Los importes concedidos a cada una de las firmas están en una horquilla de entre 1.830 y 400.000 euros.

El plan fue diseñado el pasado mes de noviembre por el consejero de Trabado Ricardo Varela, y la directora xeral de Relacións Laborais Pilar Cancela, junto con los responsables de Asime, del Cluster de la Automoción de Galicia y la Confederación de Empresarios de Galicia, al que se podrían adscribir un total de 118 empresas.

En el programa de cursos fueron admitidas todas las empresas del sector del automoción, además de aquellas otras que acreditaron que por los menos un 40% de su producción dependía del sector de la automoción, como las empresas de transportes de vehículos, industrias químicas -que surten de productos par a la fabricación de los coches- o textiles -dedicadas a tapicerías-.

Hasta el pasado día 23 de diciembre estaban firmados o en tramitación expedientes presentados por 88 empresas. En su solicitud las compañías deben acreditar su necesidad de una parada técnica en el mes de diciembre motivada por una caída de la producción del sector.

En su informe cada empresa debe especificar el número de trabajadores afectados, así como sus categorías profesionales y salariales. También deben presentar un plan de formación especializado diseñado específicamente para esos días de parada y en el que figuren los trabajadores que asistirán a cada uno de los módulos planteados. Otros de los requisitos exigidos es que la empresa no hubiera presentado ningún expediente de regulación para el mes de diciembre.

Trabajo espera que en los cuatro últimos días hábiles de mes se presentan nuevas propuestas para realizar cursos de formación, ya que los dos últimos se registraron a las 15 horas del día 24 de diciembre. En caso no agotarse la partida se extenderá a los meses de enero y febrero si la situación lo exige.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine