18 de diciembre de 2008
18.12.2008
Acciones

La CE autoriza al Santander a comprar los activos de Bradford & Bingley

18.12.2008 | 19:02

La Comisión Europea autorizó hoy a Abbey, filial del español Santander, a comprar parte de los activos del británico Bradford & Bingley (B&B), tras concluir que la operación no perjudicará de manera significativa a la competencia en Europa.

En un comunicado, el ejecutivo de la UE recuerda que Abbey se hará con todos los depósitos correspondientes a cuentas de ahorro con los que contaba B&B -que tuvo que ser nacionalizado en septiembre-, junto con las agencias y otros activos esenciales al desarrollo de las actividades empresariales.

En concreto, la filial del Santander se hará con los depósitos de 2,7 millones de clientes, por un importe cercano a 20.000 millones de libras (25.263 millones de euros).

Asimismo, adquirirá las 197 sucursales y 141 agencias de distribución con todos sus empleados que B&B tiene en el Reino Unido.

Algunos activos restantes de B&B, en especial antiguas actividades de crédito hipotecario, han quedado bajo control del Estado británico.

Bruselas cree que, dado que B&B no prestaba una gama completa de servicios bancarios minoristas, es improbable que la adquisición tenga un impacto significativo en la posición de Abbey en el sector de la banca minorista.

La Comisión prestó más atención al mercado hipotecario, dado que la entidad británica sí operaba en ese ámbito.

No obstante, señala que, incluso aunque Abbey intentara completar su cartera de préstamos hasta un nivel similar al que tenía B&B, la cuota resultante en el mercado hipotecario seguiría estando debajo del 20 por ciento.

Continúa habiendo, además, varios competidores relevantes en el mercado.

El Gobierno británico decidió nacionalizar B&B a finales de septiembre, ante el inminente riesgo de quiebra y para proteger los ahorros de los clientes.

La adquisición de los depósitos y sucursales de la entidad británica le costará al Santander 773 millones de euros, aunque de esa cantidad hay que restar 250 millones que B&B tenía en caja, procedentes de operaciones en la Isla de Man.

La CE ya dio su visto bueno el 1 de octubre a la operación de rescate efectuada por Londres.

Aunque consideró que la intervención suponía una ayuda de Estado, Bruselas descartó un efecto perjudicial para la competencia, sobre todo teniendo en cuenta que Santander pagará por los activos comprados el precio de mercado.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine