11 de noviembre de 2008
11.11.2008
Industria Automovilística

Industria estudia ampliar a coches de 10 años la ayuda del plan VIVE

El Ministerio quiere modificar el plan ante el fracaso del modelo actual

11.11.2008 | 13:50

El Consejo de Ministros abordará en su reunión del próximo viernes la reforma del Plan VIVE (vehículo innovador-vehículo eficiente) para el rejuvenecimiento del parque automovilístico, indicó anoche el ministro de Industria, Miguel Sebastián.

Según fuentes del sector consultadas por Europa Press, la reforma del Plan VIVE podría suponer la eliminación del requisito que exige financiar el 100% del coste del vehículo, la supresión el tope de precio de 20.000 euros y la rebaja de quince a diez años de la antigüedad del vehículo destinado a achatarramiento.

Las mismas fuentes precisaron que es muy poco probable que la reforma del Plan contemple ayudas directas para la adquisición de automóviles, tal y como habían solicitado las principales organizaciones del sector, que también demandan que el programa se amplíe y abarque la adquisición de coches que emitan más de 140 gramos de CO2 por kilómetro recorrido.

Sebastián, en una comparecencia anoche en el Congreso para presentar los presupuestos de su departamento para 2009, confirmó además que el plan dispondrá en el próximo ejercicio de recursos por 500 millones de euros. Industria ya había indicado que la dotación total del plan sería de 1.200 millones, de los que 500 millones corresponden a 2008 y otros 500 millones a 2009, mientras que durante 2010 se destinarán otros 200 millones.

El Plan VIVE agotó ayer los 'cien días de gracia' desde su entrada en vigor, y se enfrenta a una renovación con el fin de dotarlo de mayor flexibilidad, al objeto de contribuir de esta forma a la recuperación del mercado automovilístico y al cumplimiento de su objetivo de rejuvenecer el parque móvil, incidiendo en los aspectos medioambiental y de seguridad vial.

El programa, que comprende ayudas a la financiación para la adquisición de vehículos nuevos con bajas emisiones contaminantes o elementos innovadores de seguridad, entró en vigor el pasado 30 de julio, y en su primer mes y medio de vida sólo registró 18 operaciones.

El actual Plan VIVE permite a las personas físicas, autónomos y pymes financiar el 100% del precio del vehículo nuevo, impuestos incluidos, siempre que el importe de la operación no supere los 20.000 euros. El programa contempla un tipo de interés 'cero' para los primeros 5.000 euros, mientras que para el importe restante se aplicará una tasa del Euríbor a un año más un 2,5%.

Para poder acceder a estas ayudas financieras, el beneficiario debe dar de baja definitiva para su desguace un automóvil usado de su propiedad con más de quince años de antigüedad. Esta baja debe producirse con posterioridad a la fecha del 18 de julio de 2008.

Además, el turismo adquirido debe cumplir una serie de requisitos para acceder a la financiación: sus emisiones deben ser inferiores a 120 gramos de CO2 por kilómetro (vehículo ecológico) o situarse por debajo de 140 gramos por kilómetro si el coche incorpora control electrónico de estabilidad y 'chivatos' para el uso de cinturón de seguridad.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine