06 de noviembre de 2008
06.11.2008
turbulencias financieras

El BCE baja los tipos de interés para evitar la recesión

Trichet admite que se barajó un recorte de tres cuartos de punto, que no cuajó porque persisten los riesgos inflacionistas

06.11.2008 | 17:36

La oleada de bajadas de tipos continúa, y en una magnitud muy superior a la prevista. La dimensión de la crisis ha llevado al BCE a recortar los tipos de interés de la zona euro en 50 puntos básicos, hasta situarlos en el 3,25%, su nivel más bajo desde octubre de 2006. El presidente del Banco Central Europeo, Jean Claude Trichet, admitió que se barajó un recorte de tres cuartos de punto, que no cuajó porque persisten los riesgos inflacionistas.

Además el Banco de Inglaterra ha adoptado también una drástica y sorprendente bajada de tipos mucho más elevada de lo esperado por el mercado. Así hoy anunció una rebaja de sus tipos de un punto y medio desde el 4,5% hasta el 3%. La última vez que el Banco de Inglaterra adoptó un recorte de un punto porcentual fue en el año 1993, en pleno proceso para salir de otra recesión.

El Consejo de Gobierno del Banco Central Europeo (BCE) decidió hoy recortar los tipos de interés de la zona euro en 50 puntos básicos, hasta situarlos en el 3,25%, su nivel más bajo desde octubre de 2006, con el ánimo de combatir la amenaza de recesión sobre la economía de la eurozona.

La decisión adoptada hoy por la institución presidida por Jean Claude Trichet se suma al recorte de medio punto realizado el pasado 8 de octubre en una medida concertada con la Reserva Federal, el Banco de Inglaterra y los bancos centrales de Suecia, Suiza y Canadá, y constituye el alivio de la política monetaria de la institución más agresivo desde la creación del BCE.

La decisión del BCE ha valorado que el producto interior bruto (PIB) de la zona euro bajó un 0,2% en el segundo trimestre, mientras que en tasa interanual subió un 1,4%. El gasto de consumo final de los hogares descendió un 0,2% en la eurozona y las inversiones retrocedieron un 1%. Además, el volumen de las ventas minoristas en la zona euro durante el pasado mes de septiembre disminuyó un 1,6% en términos interanuales y un 0,2% respecto al mes de agosto.

No se excluyen nuevos recortes en Diciembre

El presidente del Banco Central Europeo (BCE), Jean Claude Trichet, compareció en rueda de prensa después de que el Consejo de Gobierno del BCE decidiera "por unanimidad" reducir los tipos de interés en medio punto y señaló que se ha producido un "mayor alivio" en los riesgo al alza sobre las expectativas de inflación, aunque advirtió de que los riesgos "no han desaparecido". De este modo, el presidente del BCE explicó que algunos miembros del Consejo habían propuesto un recorte de tipos de 75 puntos básicos y afirmó que, dependiendo de los próximos datos "no excluye nuevos recortes" de tipos.

Por otro lado, Trichet advirtió de que "la incertidumbre en los mercados financieros es enormemente elevada", dijo Trichet, quien admitió que los últimos datos confirman que "toda la economía siente los efectos del contagio desde el sector financiero". A este respecto, Trichet indicó que tras la reciente intensificación de las turbulencias financieras el impacto de las mismas sobre la economía real es cada vez mayor y los datos recibidos son cada vez más negativos.

En este sentido, el máximo responsable de política monetaria de la eurozona afirmó que se ha producido un "significativo debilitamiento" de la actividad económica al materializarse algunos de los riesgos a la baja sobre la actividad.

Bajada drástica del Banco de Inglaterra

La dimensión de la crisis también ha llevado al Banco de Inglaterra a adoptar una drástica y sorprendente bajada de tipos, desde el 4,5% hasta el 3%. El mercado esperaba, mayoritariamente, un recorte mucho más comedido, de apenas 0,5 puntos básicos. La institución explica esta bajada porque "en los dos últimos meses han visto un cambio a la baja para las perspectivas de inflación en Reino Unido, mientras que ha habido un marcado deterioro en las expectativas de actividad económica".

La economía británica dio el primer paso para su entrada en recesión al registrar, en el tercer trimestre del año, una tasa de crecimiento negativo. Esta contracción podría prolongarse durante 2009, de ahí que el mercado espere en Reino Unido el que podría ser el ciclo de mayores bajadas de tipos desde la II Guerra Mundial.

Por el momento, el Banco de Inglaterra ha seguido hoy esta línea de recortes, sorprendiendo a todos con una severa bajada, desde el 4,5% hasta el 3%. La contundencia de la bajada obliga a recurrir a la hemeroteca para encontrar situaciones similares. La última vez que el Banco de Inglaterra adoptó un recorte de un punto porcentual fue en el año 1993, en pleno proceso entonces para salir de la recesión. Ahora, esta bajada ha sido aún mayor, de 1,5 puntos porcentuales.

El informe preliminar del PIB del tercer trimestre en Reino Unido superó incluso los peores augurios. Hace dos semanas se conoció que la economía británica registró una contracción del 0,5%, frente al 0,2% previsto por los analistas. Este dato supuso además la primera contracción en la economía del país de los últimos 16 años.

La decisión del banco británico pretende hacer frente a la desaceleración económica del país. En concreto, hace quince días, el primer ministro británico, Gordon Brown, admitió que la crisis económica mundial "probablemente causará recesión" en el Reino Unido, una afirmación que corroboraba las impresiones del gobernador del Banco de Inglaterra, quien afirmó que el país "probablemente" entrará en recesión debido a la actual crisis financiera.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine