La parroquia estradense de Orazo acoge este fin de semana la décimo cuarta edición de la Mostra de Teatro Aficionado Cotomanguelo, después de dos años de parón a causa de la pandemia. La cita regresa con ocho representaciones repartidas entre las tres jornadas.

La primera escenificación será la de la obra Sobre o mal que fai o tabaco, de la Escola municipal de artes escénicas de A Estrada, el viernes a las 21.30 horas. Siendo esta la única representación que se celebre en la primera jornada.

El sábado, por otra parte, será el día “grande”, con el mayor número de muestras de la edición. La primera será O misterio do Chapeu do Mago a las 17.30, seguida por Criada Metomentodo, O furancho de Verónica y Contos nos camiños, todas de la mano de la Aula de teatro Cotomanguelo, de Orazo. La última será O enfermo imaxinario, del Taller de teatro Clámide, llegados de Vilagarcía de Arousa.

Por último, la entrega se despide el domingo con dos funciones, cuya representación comenzará a las 18.00 horas. Se trata de As preciosas ridículas y Todo foi un malentendido, ambas de la Aula Municipal de teatro do Concello de Teo.

Dispondrá de una carpa para guardarse de la lluvia durante los actos, así como barra para la venta de consumiciones y rifas para el sorteo de productos locales. Las muestras son gratuitas, y no contarán con aforo de asistentes.

En la pasada edición participaron 85 actores y actrices con sus respectivos directores repartidos en seis grupos de teatro, además de tres grupos de música tradicional y una cantidad importante de público, llegando a 250 personas sólo el sábado.