Unidade por Rodeiro insta al gobierno local a celebrar una junta de gobierno para rebajar el precio del campamento de verano y aumentar el número de plazas. Indica que algunas familias tendrán que pagar más de 250 euros por este servicio, y que en el turno de mañana, que cuenta con 20 plazas, hubo una decena de niños que quedaron sin sitio. Pregunta también por qué se cambió la empresa que prestaba este servicio.