El concejal de Medio Rural de Lalín, Avelino Souto, anuncia que en próximas fechas tendrá lugar a tercera edición del trampeo de avispa asiática que tan buenos resultados tuvo en los dos años anteriores y el segundo Gran Prix da Velutina que ayudó a erradicar muchas de las abejas foráneas que tanto daño esta a causar en la cabaña autóctona. Dos acciones que permitieron que se redujeran e el numero de invasoras que estaban afectando a la producción de miel lalinense.

La próxima semana se comenzará con el reparto de las 500 trampas en las parroquias que serán entregadas a los vecinos que asistan a las reuniones que se convocarán. En estos encuentros por el rural, también se procederá a apuntar la aquellas parroquias que quieran participar en la segunda edición del Gran Prix da Velutina.

Las parroquias, una vez comience el concurso, tendrán tres semanas para capturar velutinas que con posterioridad serán contadas por los especialistas David Liñares y Jorge Peña. Con esa cuenta total, se dividirá el número de insectos recogidos por kilómetro cuadrado para comprobar cuál será la parroquia que mayor ratio presente y de este modo se imponga en el concurso.

Avelino Souto animó a las parroquias que cuentan con un número destacado de abejas a que “participen en el certamen y con ello contribuyan a salvar la producción de miel y a ayudar a erradicar una plaga que antes de tomar las medidas que se están tomando acababa con las colmenas autóctonas”.

Técnica eficaz

Más allá de la anécdota que significa el concurso, el responsable municipal de Medio Rural indica que está “ demostrado como dicen los técnicos que la manera más efectiva para frenar el avance de esta especie es el trampeo”. Así, dice lo reflejaron los datos “de los últimos años, donde bajamos la incidencia y presencia de nidos de forma exponencial”. En esta época lo que se trata es de capturar reinas para evitar la creación de nidos”.