Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Silleda hace brotar la biodiversidad de la comarca dezana

Decenas de vecinos acuden a la plantación grupal del proyecto “Un Presente medra”

Participantes en la plantación colectiva organizada ayer en Silleda por Mamasunción. | // BERNABÉ/ANA AGRA

Trasdeza está desde ayer un poco más en armonía con su entorno natural. La iniciativa promovida por el matrimonio formado por Estefanía Fernández y Xosé Filloy, dueños de Mamasunción congregó a varias decenas de participantes en la plantación colectiva con la que se inició el proyecto denominado “Un Presente que medra”, con el que se pretende la revitalización de especies autóctonas. Los árboles y plantas que ayer se plantaron surgen de la contribución llevada a cabo por los clientes de la tienda de consumo sostenible de Fernández y Filloy a través de la compra de regalos reunidos en las Navidades.

A través de esta iniciativa de marcado carácter ecologista, Mamasunción promueve un uso social de un espacio verde en un entorno urbano y recreativo para todas las edades, involucrando de forma lúdica a familias, adultos y niños, que aprenden a través de una experiencia directa y conciencia ambiental sobre el patrimonio natural de la comarca de Deza. La superficie habilitada por el Ayuntamiento de Silleda, de 0,37 hectáreas, en la que ayer por la mañana tuvo lugar esta actividad se ubica en el núcleo urbano de la capital trasdezana, entre la parcela de la Residencia de Maiores y el recinto de la Feira Internacional de Galicia. Para sus promotores, se trata de una “oportunidad única de potenciar un espacio urbano por el que pueden pasear los usuarios de la residencia y familiares, los vecinos de Silleda y miembros de la comunidad educativa”, entre otros.

El proyecto realizado ayer en un día donde el buen tiempo acompañó, elaborado y coordinado en su parte técnica por la consultora ambiental e ingeniera forestal Cristina Gende Seco, no se limita sólo a la siembra de este fin de semana. También incluye todas las medidas de apoyo y seguridad necesarias, tanto el día de la plantación como en los próximos meses, que garantizarán el correcto crecimiento y resistencia de todas las encinas, avellanos, abedules, prados y romeros que llenarán ese rincón lleno de vida del concello de Silleda.

Mamasunción anima a todos los vecinos de Silleda, de su entorno e incluso del resto de Galicia a “implicarse y crear nuevos y, quizás, mayores proyectos de esta naturaleza que puedan ayudar a potenciar nuestros espacios naturales”. Por su parte, Fani y Xosé aseguran que, en lo que a ellos respecta, “esto no ha hecho más que empezar”.

La pareja emprendedora afincada en Silleda puso en marcha este proyecto a imagen y semejanza de “Trees That Count”, un proyecto de recuperación forestal de más de un millón de árboles autóctonos llevado a cabo por el gobierno de Nueva Zelanda, donde Fani y Xosé vivieron durante siete años, antes de volver a Trasdeza y abrir Mamasunción. “Poner en valor la biodiversidad de toda la comarca y, por extensión, de Galicia” es en palabras de este matrimonio de impulsores el objetivo de una “iniciativa abierta a la sociedad”, que finalmente se ha podido materializar en la plantación con especies autóctonas efectuada en la mañana de ayer.

Familias enteras con miembros de todas las edades no dudaron en echar mano de palas y azadas para repoblar esta zona tan emblemática del municipio silledense. Al final, unos y otros abandonaron satisfechos el lugar aguardando el brote de todo lo plantado por ellos.

Compartir el artículo

stats