José Cuñarro Torres, concejal de Obras e Servizos del Ayuntamiento de Lalín, aclara que la traída de aguas de Moimenta afectada recientemente por una rotura “es de carácter vecinal, sobre la que el Concello no tiene competencia, pero aún así intentaremos echar una mano”. Cuñarro añade que deben de ser los vecinos los que se tienen que poner de acuerdo para solucionar el problema “al igual que sucedió en otras traídas vecinales de otras parroquias de Lalín”. El concejal asegura que el Concello no puede actuar por iniciativa propia sobre las traídas vecinales porque no tiene competencias pero también anuncia que mañana tiene previsto entrevistarse con el pedáneo de la parroquia para intentar ayudar en la reparación de una avería que afecta a la totalidad del vecindario.