Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Cristín recupera su emblema

Trabajos de restauración del Cruceiro de Cristín.

Trabajos de restauración del Cruceiro de Cristín. Ángel Utrera

El Cruceiro de Cristín ha vuelto a ser lo que era. El singular monumento religioso de este lugar de la parroquia agoladesa de Borraxeiros retomó ayer su configuración después de que una iniciativa municipal consiguiera recuperar su cruz para colocarla en unos trabajos que fueron supervisados en la mañana de ayer por el regidor municipal, Luis Calvo. Operarios procedieron a situar la escultura original sobre el capitel de reminiscencias corintias ante la atenta mirada de las autoridades y de algunos vecinos que no quisieron perder detalle.

Cabe recordar que el colaborador de FARO DE VIGO, Ángel Utrera, ya advirtió en julio de 2018 de la presunta desaparición de la escultura que corona el crucero: por un lado, la imagen de piedra de la Virgen Dolorosa, cubierta con un manto y con restos de policromía; por el otro, un Cristo crucificado de malas proporciones, aunque siguiendo los cánones de la época. En la cruz que desde ayer de nuevo culmina el crucero, el alcalde de Agolada, Luis Calvo, destaca que se ha recuperado toda la policromía, y recuerda que las obras se realizaron con fondos propios.

Trabajos de restauración del cruceiro de Cristín. Ángel Utrera

En el verano de 2018 se supo que afortunadamente la imagen no había desaparecido, pero que el Ayuntamiento la había retirado del suelo y la había custodiado en un edificio municipal del polígono industrial, a la espera de que Patrimonio emitiera las pautas necesarias para su recuperación. Al parecer, la imagen había caído después de que el brazo mecánico de una desbrozadora de la Diputación chocara con el eje del crucero debido a un golpe involuntario durante unos trabajos de limpieza en la zona.

Trabajos de restauración en el cruceiro de Cristín. Ángel Utrera

Topónimo

Tal y como cuenta Luz Méndez en su libro sobre la toponimia de Agolada, el origen del topónimo de Cristín se encuentra en el nombre personal latino “Cristinus” derivado de Jesús Cristo y por lo tanto introducido por la Iglesia y la religión cristiana. Siguiendo esas premisas, no sería descabellado relacionar la presencia de un crucero como el que ayer se restauraba en un lugar cuyo nombre hace referencia al hijo de Dios. Más aún si se tiene en cuenta que, tal y como señalara en su momento Utrera, es un topónimo casi exclusivo de la zona sin apenas similares durante la Edad Media en el territorio gallego.

Compartir el artículo

stats