De forma tímida, sí, pero con buen humor. Aunque no lo parezca, es tiempo de Carnaval. Las fiestas tienen este año un carácter principalmente virtual en lo que a concursos se refiere. Sin embargo, los vecinos de Deza y Tabeirós-Terra de Montes se animaron ayer a convertir la mascarilla en careta y salieron a la calle vestidos de superhéroes, princesas o monstruos. De todo vale. Pequeños y mayores no se resistieron a ponerse el disfraz en este fin de semana de Entroido.

Xenerais da Ulla en el colegio de Vea.

De este modo, un paseo por la zona permitió ver cómo desfilaban –en solitario o en grupos familiares– algunos de los personajes de la factoría Marvel, sin olvidar las princesas Disney o algún que otro animalito. En calles y supermercados se dejaron ver vecinos disfrazados en un día que estaría a rebosar de actividades en agenda si no fuese porque el COVID se encargó de estropearlo.

Batman, en la alameda de A Estrada.

Los colegios fueron los primeros en dar la bienvenida al Carnaval y también el entorno en el que, quizás, los niños disfruten este año de las fiestas en mayor medida. En el Villar Paramá de Vea el hilo conductor fue un homenaje a África, si bien no faltaron tampoco a la cita los Xenerais da Ulla.

Exploradores y serpiente en el colegio de Vea.

Guiño al Vermú das Señoritas.

Vecinos de Soutolongo, en Lalín, se arrancaron ayer con su particular homenaje al Vermú das Señoritas, que este año no pudo sacar su fiesta a las calle y los bares del casco urbano de la capital de Deza.

Guiño de vecinos de Soutolongo al mítico Vermú das Señoritas de Lalín.

Guiño de vecinos de Soutolongo al mítico Vermú das Señoritas de Lalín.

Por su parte, los Xenerais de Lamela retransmitirán esta tarde (16.30 horas) en directo a través de su Facebook, contando con varios colaboradores. A las 17.30 llegará el momento de la publicación de un vídeo del Alto dos Xenerais, con la colaboración de los de A Bandeira.