Tienda cerrada en Silleda por 
contagio de sus dueños.  | // XP

Tienda cerrada en Silleda por contagio de sus dueños. | // XP

Una vecina de Escuadro de 88 años se convirtió en la tercera víctima mortal del COVID-19 en Silleda, después de los dos ancianos del Fogar San Miguel que fallecieron a principios de noviembre en un centro de Santiago tras la evacuación del centro por un brote. La mujer murió el jueves en el CHUS, en donde había ingresado con patologías previas. El óbito se produce en plena expansión del virus en Trasdeza, que ayer marcó su récord de casos activos de la pandemia, con 47. Es ya el territorio con más enfermos de Deza y Tabeirós-Montes, por encima de A Estrada (46), que tiene más del doble de población.

Aun descontando las altas que se van dando, la cifra de casos activos no ha parado de crecer desde hace una semana y en los últimos días ha rebasado el pico de 37 que se habían constatado el 11 de noviembre, en plena segunda ola. Así, de los 39 enfermos que había el jueves se pasaba ayer a 47, tras corroborar nueve positivos en 24 horas, que se añaden a los doce del día anterior. El panorama empeora tanto en términos absolutos como relativos, pues son también 47 los positivos detectados en los últimos catorce días, lo que arroja una incidencia acumulada de unos 530 casos por cada 100.000 habitantes, muy por encima de la media de Galicia (365) y hasta ya de la de España (522). Otro hecho diferencial de Trasdeza con respecto a otros territorios de la zona es la infección de familias enteras, con transmisión incluso entre no convivientes.

El agravamiento de la situación epidemiológica ha llevado al Concello de Silleda a decretar el cierre de la actividad en todos los centros municipales, excepto los servicios ordinarios del ayuntamiento. Una vez más, el gobierno local opta por clausurar los parques municipales, con el fin de evitar la concentración de personas en estos espacios. Y suspende –en principio, durante las dos próximas semanas– toda la actividad en centros municipales, excepto el Servizo Lúdico Educativo, esencial para la conciliación de las familias. Estas medidas afectan a las instalaciones deportivas y también a la Escola de Música Municipal, que impartirá sus clases de forma telemática en las próximas semanas en los dos centros con los que cuenta , así como la actividad de otros grupos de música y baile tradicional. También se cierran al público desde hoy el monasterio de Carboeiro y el Punto Limpio, mientras que en la biblioteca pública sólo se atenderá para préstamo y devolución de ejemplares.

Asimismo, se recomienda a la ciudadanía solicitar cita previa a través del teléfono (986 58000) para la atención presencial en el consistorio o en otros servicios municipales. En este ámbito se aplicarán turnos de teletrabajo, en los casos en los que sea posible, para “garantizar la atención en todo momento en caso de que se puedan detectar casos positivos entre la plantilla”, indica el alcalde, Manuel Cuiña. En cuanto al cierre de las actividades de carácter cultural y deportivo, ya el jueves se avanzó esta medida a los colectivos a efectos de organización. Así, en la escuela de música se activará durante las próximas dos semanas un plan telemático para la continuidad de las clases, preparado por el equipo de profesorado ya al inicio del curso como medida alternativa. “Somos conscientes de que en todos estos centros e instalaciones municipales se sigue con rigor un protocolo de prevención del COVID, pero por responsabilidad y a la vista de la situación crítica en la que estamos creemos que lo más sensato es suspender todas estas actividades durante los próximos quince días”, añade el regidor, que aguarda que “este esfuerzo que le pedimos a toda la ciudadanía de Silleda de resultados”, a la par que agradece la colaboración de colectivos y clubes, así como su “comprensión”.

Vacunación de sanitarios en Lalín y Silleda

La gerencia del Área Sanitaria de Santiago de Compostela continúa con la primera fase de vacunación a los profesionales de la sanidad pública. Ayer los puntos de vacunación estaban en el Hospital Clínico de Santiago y en el de A Barbanza y en los centros de salud de Lalín, Silleda, Arzúa, Melide, Noia y Ordes, en los que estaban citadas cerca de mil personas. Son diez equipos de enfermería específicos los encargados de administrar las dosis. En el caso de la comarca dezana, las inyecciones fueron suministradas desde primeras horas de la tarde. A Lalín acudieron también los trabajadores que prestan sus servicios en Rodeiro, Agolada y Dozón, mientras que Silleda recibió a los A Bandeira y Vila de Cruces. Desde el miércoles los profesionales sanitarios y no sanitarios están siendo citados a través de un SMS con la hora y el lugar de vacunación que les corresponde georreferenciado, siguiendo los criterios de priorización fijados en el documento acordado en el Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud. Hoy terminará la vacunación a los más de 3.000 profesionales incluídos en esta primera fase. Será en las dependencias del CHUS, con un grupo de profesionales que no pudieron ser citados en los tres días de programación inicial.

Agolada llega a once y también cierra instalaciones

Los contagios podrían aumentar, ya que hay contactos de positivos pendientes de pruebas | A Estrada sigue con 46 convalecientes y Lalín sube a 35 | Los centros educativos quedan en 26

Agolada es el segundo municipio en incidencia de COVID, después de Silleda. Aunque en el mapa publicado ayer por el Sergas –con datos hasta las 18:00 horas del jueves– no llegaba a la decena de positivos en las dos últimas semanas, rebasa con creces los 250 casos por 100.000 habitantes. Ayer había once infectados, tres más que la víspera, y podrían aumentar en las próximas horas, pues algunos contactos directos de convalecientes están pendientes de pruebas, tal como indicaba el concejal de Asuntos Sociales, Marcos Galego. Dadas las circunstancias, y como hizo el de Silleda, el gobierno de Luis Calvo Miguélez, que está entre los enfermos, también ha optado por cerrar parques y centros públicos, como el pabellón, el campo de fútbol, la biblioteca, la escuela de música o la Casa Amarela, en donde imparte clases la banda, que serán telemáticas. Además, el consistorio seguirá cerrado al público hasta nuevo aviso, con atención telefónica (665 474 802) de 9 a 12 horas. A Estrada continúa con 46 casos –cuatro ingresados–, con una media de edad de 38 años y tres brotes. Con 52 positivos notificados en catorce días, la incidencia acumulada desciende y apenas rebasa los 250 casos por 100.000 habitantes. Pero preocupa el hecho de que casi la mitad de estos contagios, un total de 26, fueron diagnosticados en las últimas tres jornadas. Lalín contabilizaba ayer 35 enfermos de coronavirus, dos más que la víspera. Además, su incidencia acumulada también aumenta a 32 casos y rebasa ya los 150/100.000. En la misma franja, de 150 a 250, se encuentran Cerdedo-Cotobade, con una decena de contagiados; Vila de Cruces, con los mismos siete del día anterior, incluido el que permanece hospitalizado en estado grave; y Dozón, que el jueves tenía dos convalecientes. Rodeiro continúa con tres y una incidencia acumulada comprendida entre 50 y 150, franja en la que también sigue Forcarei. Sanidade notificaba ayer 26 positivos en centros educativos, uno menos que la víspera. Nueve corresponden a Silleda: Cuatro en el Pintor Colmeiro, dos en el María Inmaculada y en el colegio público, y uno en la guardería, que mantiene cerrada un aula de 0-1 años. Otros nueve suma Lalín: Cuatro en el IES Aller Ulloa, tres en el Laxeiro y dos en el CEIP Manuel Rivero. Con un caso cada uno están los colegios estradenses de O Foxo –un alumno que no llegó a incorporarse después de Navidad–, Figueiroa y Vea y los institutos Nº1 y Losada Diéguez, así como el CEIP de Agolada. Y el instituto de Vila de Cruces pasa de uno a dos.