El PSOE de Lalín alerta de la presencia de “una escombrera ilegal” con residuos de obra de todo tipo y diverso material “con potencial contaminante” en una parcela municipal próxima a la Rolda Leste, al CEIP Manuel Rivero y a edificios residenciales. La naturaleza de los elementos hace pensar que proceden de la actuación en la calle Calzada: Son toneladas de tierra, piedra, áridos, alquitrán, hormigón, plásticos e incluso fibrocemento, muchos con “un importante componente contaminante” y que “en ningún caso pueden acopiarse de este modo”. “Además de ser peligrosamente accesible para cualquier ciudadano, permanece a expensas de escorrentías y filtraciones contaminantes”, alega.

Los socialistas piden explicaciones inmediatas al concejal de Medio Ambiente, César Reboredo, y valoran solicitar su comparecencia en el pleno de diciembre. “Cuando se ejecuta una obra, la ley obliga a la empresa a gestionar los residuos a través de un gestor autorizado”, subrayan, ante lo que califican de “una barbaridad medioambiental”. Acusan al edil de “presumir mucho de retirar vertederos mientras crea el mayor de todos en pleno casco urbano”. En paralelo al vertedero, fue agrupado diferente material de obra listo para ser usado, como ladrillos, bloques o bordes de piedra correctamente colocados en palés. Esto introduce, apuntan desde el PSOE, “una nueva irregularidad, porque ninguna empresa privada puede utilizar una finca pública para estos fines”.