El coordinador de Compromiso por Lalín, Rafael Cuiña, critica “la absoluta devaluación” de los proyectos del Plan DUSI diseñados por su gobierno, “tanto en dotación económica, como en resolución final”. Así, alude a la urbanización de la Avenida Xosé Cuiña, la humanización de la calle Joaquín Loriga o la rehabilitación del conjunto histórico de Lalín de Arriba, igual que otras iniciativas, como la reforma de la rúa Calzada, actualmente en obras, que “no tiene nada que ver con lo proyectado, ni aceras más anchas lleva”.

El exalcalde afirma que los proyectos de la Estrategia DUSI “pretendían marcar un antes y después en el Lalín urbano, y lo que está haciendo Crespo Iglesias es que sean solo parte del paisaje”. Considera “lamentable” que el actual regidor “intente vender como suyo el trabajazo hecho por los concejales y concejalas del gobierno anterior”. “Es llamar tonda a la gente”, asevera Cuiña, para quien la visión del ejecutivo popular “es propia de psicópatas en términos políticos, que prefieren perjudicar a su pueblo con tal de que los vecinos no vean que proyectos originales no son de Crespo”.