Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La bicicleta que despierta la solidaridad virtual

Una publicación sobre la desparición del vehículo llegó a más de 1.300 compartidos

El joven Adrián que denuncia la desaparición de su vehículo.

El joven Adrián que denuncia la desaparición de su vehículo.

Las redes sociales son un peligro en muchas ocasiones, pero en otras, muestran el lado solidario de la gente, la bondad por ayudar o la buena intención ante cualquier suceso. Así se vio en estos días con una masiva difusión ante la desaparición de una mochila y de la bicicleta de un joven lalinense.

El sábado, la madre del joven Mertixell Silva, que forma parte de la AED y tiene dos locales comerciales en la localidad, denunciaba los hechos a través de su perfil de la red social Facebook. En la publicación mostraba su malestar al ver a su hijo "triste porque no era una bicicleta cualquiera". Silva señalaba en la publicación "al simpático que le robó la bicicleta y una mochila a mi hijo Adrián en la calle Calzada le ruego que la devuelva a su sitio, para el es más que una simple bicicleta".

Silva pidió que se compartiese la publicación en la que aparecía su hijo y también una imagen de la bicicleta, y los usuarios de la red, no lo dudaron y empezaron a compartirlo. La solidaridad virtual, llegó a tal grado que la publicación llegó a más de 1.300 veces compartido. "Nos sentimos muy arropados, fue brutal ver cómo la gente se volcaba", afirma la empresaria.

El sábado pusieron la denuncia ante la Guardia Civil, pero la tristeza de su hijo los incitó a hacer un recorrido por las calles para ver si la encontraban antes que ellos. "Peinamos el concello, llegamos a muchos sitios del pueblo, pero nada". Además, afirma que hasta sus tiendas llegaron numerosas personas a preguntar si había aparecido. "Entra mucha gente que vio la publicación para preguntar, otros incluso para decir que miran a la gente que lleva bicicleta por si es la de Adrián, incluso llegó un grupo de jóvenes el sábado en la tarde a decirnos que se iban a dar una vuelta en sus bicicletas para mirar si la encontraban", explica. Estos ellos los animan, "aunque creemos que no aparecerá".

La bicicleta es negra y tiene las letras verde agua y la mochila es fucsia con el logo de la Orquesta Cinema, además contenía la cartera con unas monedas, el móvil y una baraja de cartas. "Nosotros ya le decimos que si no aparece, no pasa nada, que todo se vuelve a reponer, pero para él perder esto es como para nosotros que nos roben el coche, porque es como un niño de seis de años". Añade que a ellos si fue una cosa de jóvenes por hacer la gracia les da igual, lo único que quieren es que la devuelvan al sitio donde la cogieron, "porque además ahora todo el mundo la reconoce porque mucha gente vio la foto, entonces están pendientes de estos vehículos, eso nos dicen cuando llegan por las tiendas, que en cuanto ven una bicicleta, se fijan por si es la misma de Adrián".

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats