La Guardia Civil investiga penalmente por un presunto delito contra la salud pública a dos jóvenes de Silleda a los que interceptó en un control de carretera con cerca de medio kilo de marihuana

Fueron efectivos del puesto de la Guadia Civil de Silleda quienes les interceptaron la pasada semana en el dispositivo operativo con un punto de verificación de seguridad ciudadana que habían establecido en la carretera nacional N-525 a su paso por la localidad silledense de Bandeira, en el marco de las investigaciones realizadas por el instituto armado para erradicar la venta, distribución y consumo de estupefacientes en locales de ocio y en la vía pública.

tSegún fuentes de la Oficina Periférica de Comunicación de la Guardia Civil de Pontevedra, al inspeccionar el vehículo en el que circulaban los dos jóvenes silledenses se les intervinieron 445 gramos de cogollos de marihuana. Se trata de una cantidad que excedía de la tenencia para consumo habitual estipulada por la legislación vigente. Los dos varones interceptados fueron trasladados a las dependencias oficiales del cuartel de Silleda, donde la Benemérita procedió a notificarles formalmente su condición de investigados como supuestos autores de un delito contra la salud pública por tráfico de drogas

Ambos jóvenes, vecinos de Silleda, deberán comparecer ante el Juzgado de Instrucción de guardia de Lalín cuando sean requeridos.

Con estas dos detenciones, la Benemérita considera desarticulado un importante punto de venta de estupefacientes a pequeña escala que estaba generando alarma social entre la población.