Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La repercusión económica sobre el permiso de conducción

Menos celeridad para agarrarse al volante

El carné de conducir ya no es una prioridad al llegar a la mayoría de edad -La falta de trabajo provoca que los jóvenes opten por alternativas como un móvil caro o viajar - Las autoescuelas, sin alza de alumnos en verano

Germán Trabazo impartiendo clases en la autoescuela Lalín. // Bernabé/Ana Agra

Germán Trabazo impartiendo clases en la autoescuela Lalín. // Bernabé/Ana Agra

Muchas veces los jóvenes no abandonan las aulas en verano porque deciden aprovechar esta época para obtener el permiso de conducir. Por ello, hasta hace poco era frecuente que en estos meses las autoescuelas hiciesen su particularagosto. Sin embargo, los tiempos cambian y profesionales del sector de la comarca dezana alertan de que ahora esta tendencia va a menos y que los adolescentes tienen otras prioridades. Sí que detectan, que una vez que deciden matricularse, que hay más prisa debido a que ahora las clases en la universidad comienzan ya en septiembre.

"En las autoescuelas la matrícula bajó mucho desde hace ya varios años y uno los grandes motivos es que a falta de trabajo, los alumnos prefieren comprar un iPhone que sacar el carné", indica uno de los profesores de la autoescuela Lalín, que puntualiza que "al no tener trabajo no pueden comprarse un coche y si no lo tienen, ¿para qué lo quieren?" y apunta que para ellos adquirir el permiso ya no es prioritario. Igualmente, considera que: "el problema grande es que antiguamente había subvenciones que se daban para obtener los carnés profesionales y eso animaba a muchos jóvenes para sacar el de camión y autobús, pero ahora no hay ninguna ayuda". Sin embargo, confiesa que: "en esta época, sí que contratamos a un profesor para reforzar durante mes o mes y medio, pero el sector todavía no se levantó desde la crisis".

Además, afirma que antes sacar el carné a los 18 años significaba "libertad para trasladarse y hoy en día si los padres les dan 1.000 euros prefieren gastárselos en un teléfono". Explica que por este motivo en este mes hay solo tres examinadores en Pontevedra ante la falta de demandas. Echa la vista atrás y recuerda que antes los turnos eran de 90 alumnos, mientras que en la actualidad, no rebasan la veintena en cada uno. Asimismo, subraya que la mayoría saca el carné entre los 19 y 21 años y muchos menos al cumplir la mayoría de edad.

El retraso en la edad,también lo constata una de las profesoras de la autoescuela Silleda. "Ya no hay esa necesidad tan imperativa que había antes, debido sobre todo a lo económico, porque es dinero que estás adelantando, está ahí la universidad inmediatamente y no era algo como antes tan urgente, porque ahora hay más medios de transporte".

Luis García, de la autoescuela lalinense Clik, también coincide con los anteriores profesionales del sector. "Ya no hay la fiebre que teníamos de hace unos 15 años. Sí que hay un porcentaje de chicos que sí vienen con mucha ilusión, pero muchos menos". Y a modo de ejemplo, García explica que si antes el 90%, por hablar de una cifra concreta, eran jóvenes de 18 años que se apuntaban a la autoescuela, en la actualidad, ese porcentaje cayó al 60%, aproximadamente. Este docente incide que con los tiempos también cambian las preferencias. "Ahora quizás se prefiere tener un móvil bueno o viajar porque a las sociedades les cambian los gustos y no es que sean mejor ni peor, simplemente distinto".

La recuperación de exámenes y el cambio de la segunda convocatoria de la Evaluación de Bachillerato para el acceso a la Universidad (EBAU), la antigua Selectividad, que ahora es en julio, en lugar de septiembre, también se nota en la autoescuela Silleda. "Los jóvenes cuando realizan la primera convocatoria de la Selectividad ya se anotan para adquirir el permiso de conducir para sacarlo antes de que comience de la universidad", recalcan desde este centro de enseñanza. Además, a día de hoy, y al contrario que hace años, las autoescuelas no tienen descanso. "Antiguamente se cerraban 15 días en agosto porque no se examinaba en Pontevedra, pero ahora llevamos varios años que se examinan todos los días del año", apunta la profesora de la autoescuela de Trasdeza.

También, hay aquellos que prefieren ir adelantando el procedimiento y sacar el teórico antes de la mayoría de edad. "Ahora solo se puede hacer tres meses antes de cumplir los 18 años", explica esta misma profesora.

Pruebas más fáciles

Ya el año pasado, la Dirección General de Tráfico (DGT) comunicó que en el 2019 habría una serie de cambios en el carné de conducir y alertaba que conseguir el permiso sería más difícil y más caro. Sin embargo, los profesores tranquilizan al alumnado. "Los exámenes no son complicados, en la zona de Pontevedra si se prepara un poco es normal", apuntan desde la autoescuela Lalín. También desde la silledense, afirman que: "ahora preparar el carné es más fácil porque hay una base de datos y prácticamente, es aprendérsela y ya está, antiguamente eso no lo había y tenían que saber el reglamento perfecto".

Desde la autoescuela Lalín resaltan algo curioso: "tenemos mucho alumnado venezolano, porque aquí hay mucho retornado de Venezuela que no le canjean el carné y llegó a haber alguna clase con el 70% de gente de Venezuela para acceder al carné español".

Compartir el artículo

stats