Es el cuarto año consecutivo que la Guardia Real de Palacio acude a Galicia durante su temporada de descanso, para realizar el Camino de Santiago. Hasta ahora siempre habían realizado caminos más alternativos, desde Muxía, Ferrol y Tui, pero esta vez han decidido hacer el tramo de la Vía de la Plata que comienza en Ourense.

El numeroso grupo está conformado por ochenta miembros del cuerpo y parte de sus familias, haciendo un total de doscientas personas. Llevan cuatro días de caminata, y en su camino a Santiago de Compostela, Lalín se ha vuelto una opción perfecta para encontrar alojamiento para todos ellos. Se han hospedado en 3 complejos hosteleros de la comarca (Hotel Pontiñas, Hotel Palacio y Torres do Deza) y algunos de ellos han utilizado el polideportivo municipal. Jaime de las Heras, uno de los tres organizadores de este viaje, cuenta que cada familia se costea el total de su viaje y cada uno decide entre las opciones que la organización les ofrece.

Llevan cuatro días de caminata, realizando las etapas por la mañana y disfrutando de las tardes libres. También cuentan con actividades que pueden ser realizadas voluntariamente, como la de ayer por la tarde, en la que parte del grupo fue a conocer el monasterio de Oseira, mientras otros preferían dar un paseo y probar la gastronomía local en bares y terrazas. A las 20.00 horas todo el grupo acudió a la iglesia de Lalín de Arriba, para asistir a la misa del día. Su llegada a Santiago de Compostela estará prevista para mañana, donde acudirán a la Misa del Peregrino para cerrar su jornada.

Este año el viaje contó con unos 100 participantes menos que el año pasado, pero esperan seguir celebrando esta tradición en siguientes ediciones, dando un descanso a las horas de guardia en palacio.