Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Fontenlo pide allanar las fincas que integran viejos caminos por la parcelaria de Codeseda

Vecinos del lugar ya se lo pidieron al encargado de obras y a la Xunta en Pontevedra sin hallar respuesta a su demanda - Temen tener que afrontar un sobrecoste tras la concentración

Los vecinos de Fontenlo piden que se allanen las fincas para integrar bien los caminos. // Bernabé / Cris M.V.

Vecinos del lugar de Fontenlo, en la parroquia estradense de Codeseda, piden que las máquinas enviadas por la administración autonómica para efectuar labores de acondicionamiento en la zona de concentración parcelaria agrícola de Codeseda allanen las fincas que les han sido asignadas, tras la reparcelación efectuada por este proceso, y en cuyo interior ahora se integran viejos caminos que quedan soterrados a bastante profundidad respecto de los predios de los que ahora forman parte.

Ya se lo pidieron verbalmente al encargado de obras de la firma que está realizando labores de acondicionamiento en la zona de concentración parcelaria y a personal de la propia Xunta de Galicia en Pontevedra. Sin embargo, por el momento no hallaron una respuesta satisfactoria.

El encargado de obras -a cuyo encuentro acudieron a la zona por donde la empresa está realizando actualmente las entradas para fincas y el "corrimiento de los montones de tierra" resultantes de la reorganización de terrenos resultante de la parcelaria- les indicó, según relatan, que la empresa les puede "empujar un poco" con la pala el montón de tierra que estos propietarios tienen acumulada en sus predios pero no efectuar los trabajos que ellos piden. "Empujar" la tierra un poco no resuelve el problema, explican los afectados. Porque los fragmentos del viejo camino que conduce al monte Cabalar de Fontenlo y del antiguo Camiño da Regueira que cruzan sus predios siguen generando un desnivel inasumible para trabajar las nuevas fincas. Por eso, plantean una solución lógica: ofrecen la tierra que tienen depositada en las parcelas para efectuar los rellenos y que así se puedan "allanar" los predios. Si no se extiende esa tierra, apunta, la Xunta estaría gastando su dinero en vano. Y ellos no podrían trabajar sus predios sin afrontar antes un sobrecoste adicional para extender esa tierra, allanando los nuevos predios.

Por eso, una de las afectadas que reside en Pontevedra acudió a dar cuenta de la situación a la delegación de la administración autonómica que se ocupa de los procesos de concentración parcelaria. Pero el funcionariado que la atendió tampoco le dio una respuesta satisfactoria. "No le explicaron nada", señalan Merucha Pego y Virtudes Andión en representación de los vecinos afectados. Quieren dejar meridianamente claro que los propietarios afectados no quieren "hacerle daño a nadie ni molestar" sino tan solo "lo justo": obtener las fincas que les corresponden "en condiciones". Tal y como están, sus fincas, quedan "partidas a la mitad" por los viejos caminos que con la parcelaria dejarán de serlo. Quieren que les "hagan caso" o, al menos, que les respondan a lo que preguntan o que les informen. A los responsables de hacerlo, les anticipan sus más expresivas "gracias".

Compartir el artículo

stats