Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Medidas para frenar la despoblación del rural gallego

La exención fiscal por la compra de viviendas solo excluye cinco parroquias en las comarcas

Lalín, Donramiro, A Estrada, Guimarei y Ouzande son las únicas en las que se mantienen los tributos autonómicos

Vista del núcleo urbano de Silleda, con Vila de Cruces al fondo. // Bernabé/Luismy

Vista del núcleo urbano de Silleda, con Vila de Cruces al fondo. // Bernabé/Luismy

La compra de vivienda habitual en el rural quedará exenta de los tributos autonómicos de Transmisiones Patrimoniales y Actos Jurídicos Documentados en la práctica totalidad de los territorios que conforman Deza y Tabeirós-Terra de Montes. En concreto, 228 de las 233 parroquias -o, lo que es lo mismo, el 97,8%- se verán beneficiadas por esta medida que pretende frenar la sangría demográfica en el interior de Galicia. Solo cinco unidades territoriales quedan excluidas de la exención fiscal: Lalín, Donramiro, A Estrada, Guimarei y Ouzande.

La medida autonómica también beneficia a las trece parroquias que conformaban el territorio de Cotobade, ahora unidas a las ocho de Cerdedo. En este caso, el cómputo total de feligresías ascendería a 246, de las que solo sería excepción a la medida las cinco ya mencionadas y correspondientes a los núcleos urbanos de Lalín y A Estrada y sus prolongaciones naturales. Por lo tanto, computando el nuevo municipio de Cerdedo-Cotobade, la gracia fiscal beneficiaría a 241 parroquias, esto es, el 98% del total.

Esta bonificación tributaria del 100% pretende favorecer la adquisición de vivienda habitual con la finalidad de evitar el despoblamiento. Pero no es universal, ya que no favorece a todo el mundo. Aunque si es independiente del nivel de renta económica, se requiere tener menos de 36 años de edad, ser familia numerosa o acreditar alguna discapacidad. Responde a la política de "impuestos cero" en el rural impulsada por el Gobierno gallego para intentar recuperar habitantes en las zonas con muy poca población y frenar su progresivo abandono. Según los últimos datos del Instituto Nacional de Estadística, las aldeas despobladas en Galicia ascienden ya a 1.695, de las cuales 39 están en territorio de Deza y Tabeirós-Montes. Tendrá aplicación en 3.462 parroquias gallegas, es decir, el 93,7% de todo el suelo de la comunidad autónoma.

Las deducciones en el Impuesto sobre Transmisiones Patrimoniales y Actos Jurídicos Documentados por la compra de vivienda habitual en áreas rurales y por la constitución de préstamos hipotecarios destinados a su financiación, por parte de personas discapacitadas, familias numerosas y menores de 36 años se aplicarán a las propiedades adquiridas en todas las parroquias de Cerdedo-Cotobade (21), Forcarei (13), Dozón (8), Agolada (24), Rodeiro (20), Vila de Cruces (28) y Silleda (33). También podrán beneficiarse 48 de las 51 parroquias de A Estrada y 46 de las 48 que tiene oficialmente Lalín.

Compartir el artículo

stats