El Concello de Vila de Cruces recibirá 60.000 euros de la compañía Gas Natural Fenosa en compensación por los daños provocados por la crecida del pantano de Portodemouros el último invierno. El alcalde, Jesús Otero, confirmó ayer que existe acuerdo con la firma para reparar los viales del entorno del embalse más dañados.

El Concello ya ha arreglado el vial de acceso a una vivienda en Arnego cuyos propietarios tenían que utilizar vehículos todoterreno para entrar y salir del domicilio, ya que el agua inundaba toda la pista. Por otra parte, están pendientes de adjudicarse las obras para reparar la carretera de Arnego a Loño, afectada por numerosos baches y otros desperfectos derivados de las lluvias.

Entretanto, Fenosa confirmó ayer que todavía no ha concluido el estudio prometido el pasado febrero a los vecinos y a los alcaldes de Vila de Cruces y Santiso para tratar de ampliar la plataforma de acceso a la barcaza con el objetivo de mejorar la seguridad. Con todo, responsables de la empresa aseguran que "en breve habrá noticias" al respecto.