Las otras dos estaciones de medición que el ministerio tiene en la N-525 se hallan en A Bandeira y Dozón. En la primera se contabilizan 5.735 vehículos diarios durante el año pasado, es decir, unos 130 menos que en 2011, lo que arroja un descenso del 2,2%. En junio y septiembre hubo más de 6.000 coches diarios, mientras que en enero fueron 5.223. Si se dividen los datos por tipos de tráfico, el ligero cayó un 2,8%, mientras que el pesado creció un 3,5%.

Por Dozón pasaron 560 coches cada día de 2012, una docena menos que el curso anterior (2,1%). La horquilla va desde los 350 vehículos de enero hasta los 721 de agosto.