Wily fue el protagonista ausente de la inauguración de la rotonda de Donramiro, por la que "el pasaba cando ía para a súa casa de Botos", recordaba el alcalde, Xosé Crespo, tras descubrir el monumento dedicado al artista fallecido en junio del año pasado. El espíritu del escultor famoso por sus tallas de madera preside ya lo que será en el futuro la "Castellana" de Lalín, como en su día le dijeron a Xosé Cuiña cuando inició las conversaciones con otras administraciones para lograr financiación para la rotonda y como le gusta repetir al alcalde lalinense, Xosé Crespo: "Cando Pepe [Cuiña] pediu a obra dixéronlle se pensaba que lle ían facer a Castellana a Lalín", comentaba anoche el regidor, convencido de que será lo más parecido a la gran avenida madrileña en la futura "cidade", una vez que se desarrolle el plan urbanístico SUE-3, pues será la calle más ancha de la localidad.

La hermana y los padres del polifacético Wily presidieron, junto a la corporación municipal, el acto de descubrimiento de la roca sobre la que se asienta una réplica en bronce -un vaciado con una pátina imitando madera- de una de las últimas obras de madera en la que estaba trabajando el artista antes de morir. "O pobo de Lalín ao artista Antonio Taboada Ferradás Wily. Lalín, 30 de marzo de 2007", reza la inscripción en la piedra que sirve de base al monumento en una de sus caras; en otra, simplemente pone Wily. Con un sentimiento "agridulce" por la aún reciente desaparición de su hermano, Cruz Taboada agradeció especialmente a Crespo la "idea" del homenaje, así como a los ediles Manolo Gómez y Nuria Rodríguez Carral y al resto de la corporación. "Recordámolo como o marabilloso que foi, como artista e como persoa, e seguiremos divulgando a súa obra", señaló Cruz, al dedicar el acto a su hermano, "onde queira que esteas".

Crespo indicó que la obra, realizada por Taboada y Ramos en tiempo récord y con una inversión de 200.000 euros, había sido "longamente esperada" y señaló que el repecho que queda ahora, pese a la pericia de Pepe Varela, se arreglará al urbanizar el SUE-3. Al acto asistieron decenas de vecinos, ediles del PP y los portavoces de PSOE y BNG, Francisco Vilariño y Manuel G. Aller. La música corrió a cargo de los gaiteiros de Os Xuncos.