Ante un salón teatro abarrotado, y casi con la euforia de antaño en el ambiente, se presentó Xosé Crespo Iglesias como candidato a la reelección como alcalde de Lalín. A la cita del aspirante popular no faltaron los pesos pesados del partido en Galicia. A las 18.30 horas accedía al recinto el actual alcalde acompañado del presidente autonómico del PP, Alberto Núñez Feijóo; del responsable provincial, Rafael Louzán; del diputado gallego, José Cuiña; y de la diputada estatal, Ana Pastor. El acto comenzó con la intervención de Louzán, que auguró un aumento en el número de ediles para Crespo en los próximos comicios locales.

Alberto Núñez Feijóo -como ya había hecho Louzán- mencionó los méritos conseguidos por el actual alcalde y su predecesor en el cargo. "Aquí Cuiña e Crespo sempre gañaron", proclamó y citó la recurrida frase de Lalín como kilómetro cero de Galicia. "Case todos os camiños comezan en Lalín", dijo, aludiendo a que el inicio de la campaña en esta localidad debe marcar el pistoletazo de salida para recuperar de nuevo el gobierno autonómico. Destacó que su proyecto político para los gallegos "é, como dicía Cuiña, un no que cabemos todos" y explicó que en su formación política, "por ser a que máis se parece aos galegos", cualquier político "pode chegar alto dentro do PP". El líder de los populares gallegos manifestó que su partido siempre precisa redoblar esfuerzos: "Témolo máis dificil que outros que non precisan gañar para ser alcaldes ou presidentes", destacó.

Previamente, había subido a la platea José Cuiña, que pronunció un discurso sosegado, recordando su llegada a la alcaldía lalinense con 29 años, para dar paso posteriormente a Crespo. "Hoxe estou aquí, non por vecindade nin por amizade, senón que por convicción", manifestó. Cuiña explicó que su experiencia le había enseñado, "durante 24 anos" que "a política non ten sentido sen sacrificio e amor polo país". Pidió de forma explícita el apoyo para Crespo, "non só por el, senón tamén por Lalín", y recordó que "hoxe tomaría a mesma decisión de propoñelo para alcalde".

Mientras que los demás oradores optaron por dirigirse a los presentes desde un atril, Crespo se presentó en medio del escenario con un micrófono inhalámbrico. Durante su alocución, exigió más "calor" a los presentes a cambio de un discurso breve que inició refiriéndose "ao éxito de Lalín, que é grazas a todos". Sustentó el futuro inmediato de la localidad en tres pilares: "A mellor gandeiría de Galicia, a pequena e mediana empresa, o turismo e a cultura". Destacó que haría una campaña en positivo y recordó que "o número un do PSOE nin sequera lle parecía o mellor ao seu partido". Sobre el BNG declaró que "son o grupo con menos respeto institucional", y apuntó que se atribuyen méritos "cando non fixeron nada, só quitar o que tiñamos da anterior Xunta".

El presidente de la AED apoya en un vídeo la gestión del PP

Durante la presentación, cada vez se impone más el modelo americano, la organización proyectó un vídeo en el que se emitían imágenes "del cambio de Lalín". Las imágenes iban acompañadas de declaraciones de Louzán, el propio hermano del alcalde, Alberto Núñez o una ciudadana que avalaba el desarrollo que había experimentado Lalín. Pero causó una especial sorpresa cuando apareció en la imagen el presidente de la AED, José Luis Vila, apoyando el desarrollo que experimentó la localidad con Crespo en la alcaldía. Un colectivo, que se entiende no tiene afiliación política, pero que algunas fuentes apuntan a que existieron contactos entre Crespo y Vila para incorporarlo a su lista electoral. También apareció en el vídeo otro posible "fichaje", el jugador de balonmano José Antonio Varela Pincho disertando sobre el Lalín Arena. Por ahora, Crespo mantiene en secreto su lista, ya que incluso algunos de sus propios ediles reconocen que desconocen cual será su futuro. En las quinielas se especula con hasta cuatro caras nuevas en los puestos importantes de la candidatura popular.