Lois Docampo / A ESTRADA

El Concello de A Estrada emitió ayer un llamamiento a los vecinos en el que piden una mayor racionalización del consumo de agua. Según el edil de Medio Ambiente, Manuel Rodríguez, mantener el actual ritmo llevaría al concello a realizar cortes en el suministro durante el próximo mes de agosto. El concejal explicó que durante las últimas semanas, los depósitos de agua están bombeando al máximo de su capacidad, que se sitúa en 22 horas diarias.

Pese a la amplia demanda de agua, Rodríguez señaló que el agotamiento de las existencias no deja de ser un fenómeno anormal en A Estrada, ya que no se produjo en veranos anteriores. Por este motivo, el concello está analizando la red de canalizaciones con el objetivo de descartar que el aumento del consumo no se deba a una fuga.

El edil estradense señaló que este problema puede verse acrecentado en los próximos meses, habitualmente más exigentes con las reservas de agua. Por este motivo, Rodríguez señaló que es necesario un descenso del consumo que permita una regeneración del embalse, que en estos momentos no se está produciendo. El concello estudia como última medida realizar cortes del suministro durante varias horas al día, aunque como apuntó el concejal se trataría de una medida problemática que traería consigo un gran malestar entre los vecinos. El edil destacó también que el consumo desciende notablemente los días en los que el calor fue menor, por lo que apunta a las altas temperaturas como uno de los motivos del agotamiento de las reservas.

Traída del Umia

Por otra parte, Rodríguez anunció que han descartado realizar la traída de agua del Umia desde la parroquia de Parada. Una de las grandes aspiraciones del gobierno local se ha visto retrasada seis meses por la demora de los vecinos en crear un asociación. Por este motivo, buscan ya un emplazamiento diferente.