Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Sin goles no hay liderato

El Pontevedra empata en su visita al Oviedo B y cae a la segunda posición | Los granates fallaron numerosas ocasiones de todos los colores y perdieron la ocasión de desmarcarse de sus rivales en la lucha por la salvación

Rufo se lamenta tras una de las ocasiones falladas ayer en El Requexón. |  // ÁREA 11

Rufo se lamenta tras una de las ocasiones falladas ayer en El Requexón. | // ÁREA 11

Otra oportunidad desperdiciada del Pontevedra, esta vez en su visita al Oviedo B, rival directo por la permanencia en la Segunda RFEF. El conjunto granate falló numerosas ocasiones de gol y se tuvo que conformar con un punto, porque pudo ser peor si Álvaro Cortés no llega a estar inspirado bajo palos. Con este resultado, los de Luisito pierden el liderato del grupo 1E en favor del Coruxo, que sí hizo los deberes en su visita a un débil Covadonga, próximo compromiso de los lerezanos, también a domicilio, en el que su margen de error será todavía menor.

Numerosos centros laterales y jugadas a balón parado fueron las armas del Pontevedra en un partido que empezó con gran intensidad, con los granates muy concentrados y serios en la presión sobre un Oviedo B que es muy peligroso con el balón controlado. Fue precisamente en una mala vigilancia defensiva cuando llegó la primera ocasión local desbaratada por Cortés, que aguantó bien el intento de regate de Eloy, dejándolo sin ángulo para disparar, y después, tras un buen balance defensivo de sus compañeros, no cedió ante Javi Cueto para detener la pelota.

No se acercaría más el filial vetusto hasta el final de la primera parte, en un pase profundo a Sandoval, que acabó rematando fuera.

Tampoco el Pontevedra, centrado en labores defensivas, dispuso de demasiadas ocasiones claras en los primeros 45 minutos. Una falta directa de Adrián Cruz que se fue ligeramente alta y otro tímido acercamiento minutos después fue toda su proliferación ofensiva.

Ya en la segunda parte salió mucho mas animado el equipo local, que desde los primeros minutos metió una marcha más a su juego y buscaba más verticalidad ante un Pontevedra que seguía defendiendo con uñas y dientes y buscaba sorprender a su rival en el juego directo.

Tuvo una primera llegada el Oviedo B en un balón que Amez enviaba por encima del travesaño tras una buena jugada de Armenteros. Respondió el Pontevedra con un buen centro de Santi que no consiguió rematar Rufo y que acabó con un disparo de Damiá que la defensa mandó a córner. El saque de esquina lo botaba Damiá y lo remataba Rufo, que obligaba a lucirse a la defensa local.

Volvía a generar peligro Rufo en el 52 en un buen contragolpe del Pontevedra, pero su disparo potente se iba alto.

Estaba completamente perdido el filial ovetense, que no conseguía mantener el balón y veía cómo se sucedían las ocasiones en su meta, como un disparo de Álex González que cortó la defensa en el 56 o una jugada de Rufo en el 57, cuyo centro no llegó a Adrián Cruz. Entonces llegó, en un chispazo, la mejor ocasión local, en un disparo lejano de Sandoval, tras jugada personal, que Álvaro Cortés sacó casi de la escuadra con una gran estirada; el balón le cayó después a Amez, que remató fuera.

Empezaba el Vetusta a llegar con algo mas de peligro, pero reaccionaba entonces el Pontevedra con una clara ocasión doble: primero Charles pudo marcar de volea, pero Prada bloqueó su remate, y poco después Rufo se internaba en el área y ponía a prueba los reflejos de Sarr, que paraba en dos tiempos. Luisito dio entonces entrada a Pitu y el Pontevedra encontró una marcha más en ataque. El joven extremo puso un buen centro desde la derecha que Álex González cabeceó rozando el palo y después se cambiaron las tornas, centrando Álex y rematando de cabeza Pitu, mandando la defensa a córner.

Compartir el artículo

stats