25 de febrero de 2020
25.02.2020
Faro de Vigo

El gol más especial de José García

äEl granate marcó su primer tanto el pasado domingo y lo dedicó a su padre en el aniversario de su muerte ä"Hacía mucho tiempo que no me encontraba así de cómodo y feliz en un equipo", resume el navarro

25.02.2020 | 03:42
José García posa ante el santuario de la Peregrina, contento en su nueva ciudad. // Gustavo Santos

El mediocentro José García llegó solo hace un mes al Pontevedra donde dice estar "muy contento" y admite que hace tiempo que no se encontraba tan cómodo en un club. Además, se ha adaptado rápidamente a la ciudad, que por el clima le recuerda a su Pamplona natal. Está en un momento muy especial de su vida tras un año difícil y el pasado domingo dedicó su primer gol con el equipo a su padre, ya que en los próximos días se cumplirá un año de su fallecimiento. "Tenía muchas ganas de dedicárselo, no ha sido un año fácil para mi", admite el navarro.

"Me encuentro muy feliz, se lo dije a mis compañeros el sábado cuando viajamos a Madrid, hacía mucho tiempo que no me encontraba así de cómodo y feliz en un equipo". José García llegó apenas hace un mes al Pontevedra CF, pero ya está más que adaptado y muy feliz después de firmar el pasado domingo ante el Atlético de Madrid B su primer gol como granate. Un gol muy especial que dedicó a su padre fallecido después de un año muy complicado a nivel personal. "Dentro de pocos días hace un año que falleció mi padre y tenía muchas ganas de dedicárselo. Sabía que no había sido un año fácil para mí y en cuanto lo metí me vine un poco abajo porque recordé cómo le gustaba a él el fútbol y cómo le gustaba verme, cómo me metía caña", recuerda con melancolía. Por eso se alegra del gol y admite que "fue una anécdota bonita meterlo justo antes de que se cumpla un año de su fallecimiento".

Es joven pero habla con decisión, sabe lo que vale y lo que es capaz de hacer. Es un sub23 con mucha experiencia y está siendo clave en los últimos partidos en los que ha sido titular, marcando la diferencia, ofreciéndose, peleando y repartiendo el balón.

Confianza

"Yo sé las cualidades que tengo y tengo mucha confianza en mí. Cuando Pouso me llamó sabía de mis cualidades y lo que le podía aportar al equipo. En Baleares -su anterior equipo- no tuve minutos y al final el aficionado igual no me conocía, pero yo sabía que estando a nivel podía ser importante para el equipo y si puedo ayudar con goles mucho mejor. Soy un jugador que se ofrece bien, entrega y sacrificio es algo que tenemos que tener todos", sentencia el de Pamplona. García lleva dos partidos siendo titular y está encontrando aquí los minutos que tanto ansiaba. "Creo que nos compenetramos todos bien y que ahora mismo la rivalidad en muchas posiciones es muy alta y eso hace que el rendimiento sea mayor, es algo bueno para el equipo", destaca en este sentido.

Su adaptación está siendo más que rápida no solo al equipo, sino también a la ciudad. En esto admite que también han sido clave sus compañeros, "me lo han puesto muy fácil". "La ciudad me gusta mucho, el tiempo se parece al de Pamplona, yo soy del norte y me gusta. Estoy muy cómodo, me gusta mucho donde vivo y estoy muy feliz con mi día a día y eso hace que trabaje mejor", alienta el granate.

José García sabe que no ha llegado al club en un buen momento, pero cree que hay que tener paciencia. "Tenemos que tener confianza en nosotros mismos y mucha personalidad y creo que es un poco lo que trasmitimos dentro del campo en Cerro del Espino. El equipo estuvo los 90 minutos intenso y alerta porque sabíamos contra qué tipo de equipo nos enfrentábamos". Por eso cree que este punto traerá la victoria: "Creo que no es mal punto porque es un campo complicado, veníamos de una mala racha y en estas situaciones las sensaciones son importantes, ahora sí que hay que sumar ya de tres, en casa y con nuestra gente", sentencia.

El mediocentro sabe la situación comprometida en la clasificación que atraviesan y admite que "un empate en casa no es de buen gusto y hay que intentar ir a por los tres puntos sabiendo que hay que tener mucha paciencia, que el partido tiene que ser largo, que el rival -Real Madrid-Castilla- es de máxima calidad y que viene en una buena dinámica. Tenemos que plasmar esto a la afición y trabajar durante 90 minutos". Los últimos partidos no están siendo nada fácil y por eso el pasado domingo los jugadores se acercaron después del partido a saludar y agradecer a la afición allí presente.

"Venimos de una situación muy mala y que viaje gente haciéndose tantos kilómetros para vernos un domingo, a las 12, es de agradecer. Igual que ellos nos apoyan nosotros tenemos que devolverle el cariño con cualquier detalle que pueda sumar", resume. "Ojalá pudiéramos haberle dedicado la victoria. Queremos que se sientan partícipes de ese punto porque es algo muy bonito", sentencia el granate valorando el esfuerzo de la afición.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas